Haz clic aquí para volver a la página de inicio




Bienvenido a mi página de cine

Crimen perfecto

Dial M for murder (1954) * USA

          También conocida como:
                    - "La llamada fatal" (Argentina, Venezuela)
                    - "Con M de muerte" (México)

Duración: 105 min.

Música: Dimitri Tiomnkin

Fotografía: Robert Burks

Guión: Frederick Knott (N.: Frederick Knott)

Dirección: Alfred Hitchcock

Intérpretes: Ray Milland (Tony Wendice), Grace Kelly (Margot Mary Wendice), Robert Cummings (Mark Halliday), John Williams (Inspector Jefe Hubbard), Anthony Dawson (Capitán Lesgate), Leo Britt (Cuentista), Patrick Allen (Detective Pearson), Robin Hughes (Sargento), George Leigh (Detective Williams).

Antiguo jugador de tenis, Tom Wendice vive ahora una vida apacible como representante de artículos deportivos, gracias con su adinerada esposa Margot.

Pero la felicidad de su hogar es solo aparente, pues Margot tiene un amante, el escritor americano de novelas policiacas Mark Halliday, que al presentarse en Londres hace a Margot replantearse su futuro.

Mientras Mark y Margot acuden al teatro Tony recibe en su casa, y con la excusa de comprarle un coche, a Alexander Swann, un antiguo compañero de Cambridge que pronto comprenderá que no se trata de una casualidad, pues sabedor Tony de que ya desde que era estudiante Swann hizo algún robo y tras vigilarlo y comprobar que una de sus novias murió por una sobredosis de la droga que él le proporcionaba tiene datos para chantajearlo, ofreciéndole una recompensa de 1.000 libras por asesinar a su mujer, ya que, según le explica, sabe que tiene una amante, y que teme perder su acomodada vida por aquel.

Se enteró de la identidad del amante de Margot cuando le robó el bolso en que guardaba una apasionada carta de él y luego la chantajeó pidiéndole dinero a cambio de la carta.

El asesinato debe realizarse al día siguiente mientras él cena con Mark, que será su coartada y lo hará cuando ella coja el teléfono cuando él la llame desde el restaurante.

Swan hará todo según lo previsto, aunque el final será diferente, pues Margot antes de morir logra alcanzar unas tijeras y clavárselas a Swann en la espalda, siendo este quien muera.

Al otro lado del teléfono, Tony le pide que no toque nada, y al llegar le quita al muerto la llave del bolsillo para volver a colocarla en el de su esposa, deshaciéndose de la bufanda de Swann y colocando unas medias de su esposa, introduciendo en su bolsillo la carta.

Todas esas pruebas hacen sospechar al Inspector Hubbard que Margot abrió la puerta a Swann y luego lo asesinó para que no siguiera chantajeándolo. Y así lo interpretará también el jurado que la condena a muerte.

Mark trata de salvarla pidiéndole a Tony que se auto inculpe diciendo que él encargó su muerte, lo que le valdrá la cárcel, pero salvar la vida de su esposa, aunque Tony se niega alegando que nadie creería que eso fue así.

Hubbard se presenta también en su casa para interrogarlos sobre gastos en metálico de más de 100 libras en billetes de una, explicándoles que ganó el dinero en las carreras de galgos, aunque cuando descubren que tiene un maletín con más de 500 libras más, afirma que era el dinero que tenía su esposa dispuesto para pagar al chantajeador.

Aclarado todo, el inspector se marcha cambiándole la gabardina a Tony, que sale poco después, llegando poco después Margot a su casa acompañada por unos detectives.

Allí la espera Hubbard, que le explica a Mark que sospecha que sus conjeturas son ciertas y que, en efecto, Tony fue quien encargó el asesinato de su esposa para hacerse con su seguro y con su herencia, aunque el único modo de comprobarlo es demostrar que este facilitó la llave a Swann, ya que la que había en el bolso de Margot era la de Swann.

Cuando Tony descubre el cambio de gabardina acude a comisaría a recoger el bolso de su esposa, para tener la llave de esta, descubriendo al llegar a casa que la llave allí metida no abre su puerta, por lo que tras unos instantes de vacilación y de reflexión va hasta el lugar donde la escondió para que la cogiera Swann comprobando que este la volvió a dejar allí tras abrir, y abriendo la puerta, o que supondrá su condena.

Calificación: 3