Haz clic aquí para volver a la página de inicio




Bienvenido a mi página de cine

Cuenta conmigo
Cuenta conmigo

Stand by me (1986) * USA

Duración: 86 Min.

Música: Jack Nitzsche

Fotografía: Thomas Del Ruth

Guión: Bruce A. Evans, Raynold Gideon (Novela: Stephen King)

Dirección: Rob Reiner

Intérpretes: Wil Wheaton (Gordie Lachance), River Phoenix (Chris Chambers), Corey Feldman (Teddy Duchamp), Jerry O'Connell (Vern Tessio), Kiefer Sutherland (John Merrill / "Ace"), Richard Dreyfuss (Gordie Lachance adulto), Casey Siemaszko (Billy Tessio), John Cusack (Denny Lachance), Marshall Bell (Mr. Lachance), Frances Lee McCain (Mrs. Lachance), Gary Riley (Charlie Hogan)

Gordie Lanchance está parado con su Land Rover en medio del campo, habiendo a su lado un ejemplar del periódico, "The Oregonian" de ese día, el 04/09/1985 que lleva la noticia de la muerte del Abogado C. Chambers, apuñalado en un restaurante.

Gordie recuerda el verano del 59, cuando antes de cumplir los 13 años vio a su primer cadáver.

Gordie y sus amigos vivían en Castle Rock, Oregon, un pueblecito de 1.281 habitantes.

Allí tenían una casita en un árbol donde Gordie, Chris Chambers y Teddy Duchamp jugaban a las cartas, leían cómics fumaban y contaban chistes.

Recuerda que Teddy era el más loco del grupo. A su padre le daban ataques de ira. En uno de ellos apoyó su cabeza en el fogón y le quemó la oreja.

Chris era el jefe de la pandilla y su mejor amigo. Su familia tenía mala reputación y todos sabían que acabaría mal. Incluso él.

Llega entonces Vern muy excitado y diciendo que tiene una importante noticia.

Les pregunta si podrían ir a acampar esa noche tras su casa, tras lo que les pregunta si les gustaría ver un muerto.

A principio del curso Vern enterró un tarro con calderilla debajo de su porche e hizo un mapa del tesoro para poder encontrarlo. Pero su madre hizo una limpieza en su cuarto y se deshizo del mapa, por lo que Vern llevaba 9 meses intentando encontrar el dinero, habiendo hecho numerosos agujeros bajo el porche.

Estaba tratando de encontrar el dinero cuando escuchó desde debajo del porche a su hermano Billy y a su amigo hablar de Ray Brower, un muchacho de su edad que salió a coger moras y desapareció, comentando estos que vieron su cadáver en el hatajo de Harlow, habiendo sido arrollado por el tren, aunque no se atreven a confesarlo a la policía porque robaron un coche y no podrían explicar cómo llegaron hasta allí.

Al oír hablar del muchacho ven la posibilidad de hacerse famosos y salir en los periódicos y en la televisión por encontrar el cadáver.

Gordie no estaba tan entusiasmado. Tenía la impresión de haberse convertido ese verano en el hombre invisible en su casa.

Denny, su hermano mayor había muerto cuatro meses antes en un accidente de coche y sus padres no se habían recuperado y apenas le hacían caso, pese a que él también le echa de menos y recuerda lo bien que su hermano se portaba con él y que lo había llevado poco antes a pescar.

Su padre le dice que debe buscarse buenos amigos, como los de Denny, pues él sale con un ladrón y con dos idiotas.

Era casi mediodía cuando los cuatro amigos salieron a buscar el cadáver.

Gordie se encontró primero con Chris, que le muestra la pistola que ha robado del escritorio de su padre y que lleva por si tienen problemas.

Chris le dice que no está cargada, pero cuando hace un disparo de prueba y le da a un cubo de basura observa que si lo estaba, asegurándole su amigo que no sabía que lo estuviera.

Se topan tras ello con dos chicos mayores, John Merrill, al que llaman "Ace" y Richard, el hermano mayor de Chris, quitándole el primero a Gordie su gorra, que él reclama, pues se la regaló su padre, saliendo Chris en su defensa insultándolo, ante lo que Ace lo tira al suelo y le obliga a disculparse, yéndose luego con la gorra.

Luego, ya reunidos los cuatro comienzan a caminar a lo largo de la vía, llevando Vern un peine por si tienen que salir en televisión, y comienzan cantando hasta que les entra el hambre y se dan cuenta, solo entonces de que a ninguno se les ocurrió llevar comida.

Observan que llega el tren y se apartan todos menos Teddy, que se queda esperándolo, asegurando que lo esquivará, debiendo Chris buscarlo para evitar que muera atropellado, lo que les supone pelearse entre ellos, asegurando Teddy que no necesita una niñera y en que pudo haberlo esquivado, aunque finalmente hacen las paces.

Entretanto Charlie y Billy jugaban al béisbol buzones con Ace y Richard, "Eyeball". El juego consistía en batear los buzones que encontraban en su camino desde el coche.

Billy, el hermano de Vern estaba inquieto por su descubrimiento.

Continuando su camino acabaron en la chatarrería de Milo, donde se cuelan trepando la verja, para conseguir agua, aprovechando su ausencia y la de su perro Chopper, del que todos decían estaba entrenado para morder en sus partes a los intrusos.

Allí sienten por unos momentos que son muy felices, escupiéndose agua unos a otros y hablando de televisión.

Echan a suertes quién irá a por la comida, saliéndoles a todos cruz, lo que Vern interpreta como una mala señal, pues les sucedió algo similar a unas personas que murieron todos en un accidente.

Finalmente pierde Gordie, que debe ir a buscar bebida y comida a la tienda, reconociéndolo el tendero como hermano de Denny, que recuerda era un gran jugador de rugby, el mejor de su equipo.

Recuerda Gordie cómo para su padre esto era lo más importante, y de hecho no le gustaba que su madre hablara de chicas, pues no quería que Denny se despistara.

Denny alaba el cuento de Gordie, pero a su padre no le parece algo importante y piensa que si se dedica a escribir es porque su madre le habla de cosas de chicas.

Cuando regresa a la chatarrería se da cuenta ya demasiado tarde del regreso de Milo, debiendo salir corriendo hacia la valla, perseguido por Chopper, logrando saltar antes de que le alcancen, aunque tras hacerlo observan que el temido Chopper no es un perro de presa como esperaban, riéndose de su propio miedo y de Milo, que les dice que les conoce, diciéndole a Teddy que su padre está loco, y cuando este dice que su padre tomó la playa de Normandía , aunque Milo insiste en que está loco, lo que enfurece a Teddy, que asegura que lo matará, debiendo calmarlo sus amigos, que cuando se marchan le dicen que no debe hacer caso de lo que dijo Milo.

El grupo de Ace charla en un descampado, tatuándole Eyeball a Billy en el brazo con una cuchilla la palabra COBRAS, cuando escuchan en la radio las nuevas noticias sobre la búsqueda del niño desaparecido, señalando que la policía amplió el radio de búsqueda.

Vern y Teddy avanzan mientras cantan Lollipop. Atrás, Gordie le pregunta a Chris si cree que es un bicho raro, asegurándole Chris que todo el mundo lo es, pero que él conseguirá ir al instituto, mientras que él, Vern y Teddy harán FP con los demás retrasados, asegurándole que puede llegar a ser un gran escritor algún día y aprovechar el don que Dios le dio, asegurándole que si sus padres no le obligan lo hará él.

Gordie dice que escribir es una tontería, pero Chris le dice que su padre solo quería a Denny y que él está hablando como su padre.

Llegan hasta un largo puente, y, aunque temen que mientras lo atraviesan pase un tren, deciden seguir, pues para evitarlo tendrían que dar una larga vuelta y perder mucho tiempo, aunque Vern lo cruza a gatas debido al miedo que le da.

Les quedan aún unos metros cuando aparece el tren por detrás, por lo que deben salir corriendo, debiendo Gordie ayudar a Vern al que obliga a levantarse y correr pese al terror que le provoca, yendo más lento que los demás, consiguiendo Teddy y Chris llegar al final de la vía, pero no Gordie y Vern, que a punto de ser arrollados deben lanzarse, teniendo la fortuna de que quedaba ya poco para el final, y aunque se dan un buen golpe no tiene consecuencias peores.

Por la noche se paran a descansar preparando una hoguera donde calientan las hamburguesas que compró Gordie, fumando luego un pitillo a la luz de la inmensa luna llena, y mientras lo hacen le piden a Gordie que les cuente una historia.

Gordie se inventa una historia sobre un chico de su edad, pero muy gordo al que llamaban "Culo Manteca" que participa en un concurso de comer tartas, no para ganar, sino para vengarse.

Culo Manteca se había preparado para el concurso tomando una botella de aceite de ricino y un huevo, de modo que tras comer varias tartas empezó a salir un ruido de su cuerpo tras lo que vomitó sobre el ganador de los años anteriores haciendo que este vomitara a su vez sobre otro concursantes y así sucesivamente, haciéndolo finalmente todos los asistentes al concurso unos sobre otros.

Tras ello ponen la radio y escuchan música, pasando un buen rato hablando de programas de televisión y radio o sobre dibujos animados.

Acabaron así durmiéndose, siendo despertados por unos aullidos que los asustan, especialmente al siempre temeroso Vern, aunque cuando estos arrecian se asusta incluso Teddy, que parecía el más valiente, y que será quien haga esa noche la primera guardia con la pistola, aunque como no para de hablar no les deja dormir.

Vern se pasa su turno asustado.

Chris se acerca a la hoguera y la aviva, viendo inquieto a Gordie debido a un sueño en el que vuelve a revivir el entierro de su hermano, viendo cómo su padre le dice que debió ser él, momento en que se despierta.

Recuerda entonces hablando con Chris que no lloró en el funeral de Denny, pero le echa de menos, retomando su conversación anterior con Chris al que le dice que él es un chico muy listo y puede hacer también el examen preparatorio para bachillerato.

Pero Chris cree que no podrá ir al preparatorio, pues es un Chambers. Recuerda que lo castigaron 3 días sin siquiera preguntarle si robó el dinero en el colegio.

Reconoce que era cierto, pero se queja de que no le preguntaron y dice que se arrepintió y le devolvió el dinero a la vieja señorita Simmons tras confesárselo todo.

Pero la vio aparecer unos días después con una falda nueva, estando convencido de que en vez de devolver el dinero se compró el vestido, asegurando que nunca imaginó que la profesora fuera a hacer eso y asegura que le gustaría ir a algún sitio donde nadie le conozca para empezar de cero.

Por la mañana mientras lee un cómic Gordie ve un cervatillo. Poco después un tren despertó a los otros, pero él no les contó lo del ciervo.

Con hambre y calor continuaron su camino hacia el rio Royal, decidiendo al llegar a este atajar apartándose de las vías, que en ese punto se alejan, pese a las protestas de Vern, que teme adentrarse en el bosque.

En los billares finalmente Charlie le cuenta a Ace el secreto del niño desaparecido mientras que Billy se lo cuenta a Eyeball tras hacerles jurar que no se lo contarían a nadie, si bien al mediodía estos ya se lo habían contado al resto de la pandilla, decidiendo de inmediato ir hasta aquel lugar con la esperanza de hacerse famosos, llevando unas cañas para simular que habían ido a pescar.

Los chicos llegan entretanto hasta una zona pantanosa y se plantean cómo cruzarla.

Con una rama ven que no es tan profunda hasta que al entrar acaban hundidos y peleándose, aunque divertidos también por la situación hasta que salen y observan que Vern tiene una sanguijuela en el cuello, viendo, que todos ellos están llenos de ellas, debiendo arrancárselas, cayendo Gordie desmayado tras quitarse una que tenía en sus partes y ver que estas sangran.

Tras ese incidente Chris se plantea regresar, algo que Teddy no desea hacer, señalando Gordie que no lo harán. Reconoce que estaba obsesionado con ver el cadáver, aunque no sabía por qué

Entretanto en carretera Ace y sus amigos inician una carrera. El coche de Ace ocupa el carril izquierdo por el que aparece un camión, lo que le obligará a parar y perderá la carrera. Pero en vez de ello Ace sigue, debiendo ser el conductor del camión el que de un volantazo para no chocar, perdiendo su carga de madera.

Los muchachos llegan finalmente al atajo de Harlow y empiezan a buscar el cadáver, que acaba encontrando Vern a unos metros de la vía, observando que el tren le había arrancado sus zapatillas y la vida, viendo los cuatro amigos así por vez primera en su vida un cadáver.

Chris indica que deben hacerle una camilla con unas ramas cuando Gordie estalla y se pregunta por qué tuvo que morir, aunque su pregunta no es por Ray, sino por Denny, asegurando que debía haber sido él quien muriera, pues es un inútil como le dice su padre, asegurando que este le odia, aunque Chris le dice que simplemente no le conoce.

Comienza a llorar mientras asegura que su padre le odia, tratando Chris de consolarlo diciéndole que algún día será un gran escritor y a lo mejor escribe sobre el grupo de amigos.

Aparecen entonces el hermano de Vern y de Chris con todos los amigos, reclamando Chris que ellos llegaron primero, respondiéndoles Ace que tienen dos opciones, o marcharse y que ellos se lleven el cadáver, o quedarse, que les den una paliza y que se lleven ellos el cadáver.

Cuando llega el hermano de Vern se da cuenta de que este debió escucharlos bajo el porche.

Ace le pide a Chris que se marche, y como este se niega Ace saca una navaja, haciendo que Teddy dé marcha atrás, diciéndole a Chris que deben dejarlo, a lo que este se niega, asegurando que no se lo llevarán, y cuando se acerca a Chris, Gordie dispara la pistola y le asegura a Ace que le matará si se acerca, no titubeando mientras le apunta, y cuando este pregunta si los matará a todos él dice con seguridad que lo matará solo a él, consiguiendo que Ace dé la orden de retirarse aunque asegurándole a Gordie que lo pagará muy caro y que no se les va a olvidar.

Pero tras esa victoria Gordie les dice a sus amigos que tampoco ellos se lo llevarán, no llevándose nadie el mérito, pues lo hicieron mediante una llamada anónima, tras lo que regresaron a casa, esta vez sin casi hablar

Estuvieron dos días fuera, pero a la vuelta el pueblo parecía distinto y más pequeño, emplazándose para verse en unos días en el cole, al haber acabado el verano.

Con el tiempo veía cada vez menos a Teddy y a Vern, que acabaron convirtiéndose en dos caras más en el pasillo del colegio.

Vern se casó nada más graduarse, tuvo cuatro hijos y maneja una carretilla elevadora en un almacén de madera del pueblo.

Teddy trató de enrolarse varias veces, pero no le dejaron por la vista y por lo de la oreja, y pasó algún tiempo en la cárcel, viviendo ahora de hacer chapucillas.

Chris le dijo antes de irse a casa a Gordie que nunca saldría de ese pueblo, pero este le dijo que podría lograr lo que quisiese.

Y consiguió salir. Chris dio con él las clases preparatorias para la universidad y consiguió ser abogado.

El pacificador, Chris trató de mediar en una hamburguesería entre dos tipos que se peleaban con una navaja y acabó recibiendo él un navajazo en el cuello.

Aunque hacía más de 10 años que no se habían visto, Gordie asegura que siempre le echará de menos.

Mientras termina de escribir le interrumpen sus hijos que le esperan para ir a bañarse, terminando su escrito asegurando que nunca volvió a tener amigos como los que tenía cuando tuvo 12 años.

Tras terminar su obra se va con su hijo y su amigo a bañarse.

Calificación: 3