Haz clic aquí para volver a la página de inicio




Bienvenido a mi página de cine

El francotirador
El francotirador

American snipper (2014) * USA

Duración: 134 min.

Música: Varios

Fotografía: Tom Stern

Guión: Jason Dean Hall (Libro: Chris Kyle, Scott McEwen, Jim DeFelice)

Dirección: Clint Eastwood

Intérpretes: Bradley Cooper (Chris Kyle), Sienna Miller (Taya Kyle), Jake McDorman (Biggles), Luke Grimes (Marc Lee), Cory Hardrict (Dandridge / "D"), Kevin Lacz (Dauber), Navid Negahban (Al-Obodi), Keir O'Donnell (Jeff Kyle), Sammy Sheik (Mustafa).

Un tanque avanza por las castigadas calles de Afganistán flanqueado y precedido por un grupo de soldados que van inspeccionando cada casa, mientras desde una terraza cercana un francotirador vigila sus movimientos para tratar de evitar problemas.

El francotirador observa en una terraza a un hombre en edad militar que observa el convoy y hace una llamada desde su móvil, pareciendo muy nervioso.

Cuando desaparece de su vista, el francotirador observa que salen del edificio una mujer y un niño, observando a través de su teleobjetivo cómo la mujer le entrega al niño una granada, con la que el pequeño comienza a correr hacia el tanque, preparándose el francotirador para disparar sobre él mientras su compañero le advierte que si se equivoca acabarán con él.

Mientras observa al pequeño, el francotirador, Chris Kyle, recuerda su primer disparo con una escopeta de caza, cuando abatió a un ciervo yendo con su padre, que alaba su puntería y le augura que algún día será un gran cazador.

Se acuerda también de que entonces iba con sus padres y con su hermano Jeff a la iglesia, donde robó un Nuevo Testamento.

Recuerda también una charla de su padre en la que les decía que existen tres tipos de personas en el mundo: ovejas, lobos y perros pastores: las ovejas creen que el mal no existe y no se protegen; los lobos utilizan la violencia para abusar de los débiles y los perros pastores protegen al rebaño y viven para enfrentarse al lobo, asegurándoles que en su casa no se crían ovejas y que los azotará si se convierten en lobos, pero protegen a los suyos.

Le pregunta tras ello a Chris si él protegió a su hermano Jeff en una pelea en que era golpeado por un chico más mayor que él, asegurando que "le dio su merecido".

Años más tarde, y ya adulto, Chris gana un rodeo, regresando tras ello a casa con Jeff contentos por el triunfo y esperando enseñarle la hebilla ganada a Sarah, su novia, a la que encuentra en la habitación con un hombre a medio vestir al que golpea y echa de la casa sin escuchar las protestas de Sarah, que le dice que la culpable es ella y que lo ha hecho para llamar su atención, pues apenas le hace caso, después de haberla llevado hasta allí, pasándose el día sola mientras él y su hermano viajan por todo el estado, yendo a una ciudad diferente cada fin de semana para participar en los rodeos, creyéndose ser un vaquero cuando él es sólo un granjero fracasado.

Una vez solos, Chris y Jeff ponen la televisión, viendo cómo en las noticias informan del ataque terrorista contra las embajadas estadounidenses en Tanzania y Kenia, lo que hace que Chris acuda a la oficina de reclutamiento, sugiriéndole el soldado que le atiende que se enrole en los SEALS, las tropas de élite, advirtiéndole que la mayoría de los que entran abandona, lo que él se toma como un reto.

Y, en efecto, el entrenamiento es sumamente riguroso, siendo obligados a hacer ejercicios en los que son insultados y regados con mangueras de alta presión o metidos en las frías y cenagosas aguas de la playa, viendo cómo algunos abandonan al no poder soportar la presión, burlándose de él por tener ya 30 años y parecer el padre de sus compañeros.

En un bar se fija en Taya, al verla rechazar a otro soldado con alianza, dirigiéndose a ella, que parece recelosa, por lo que le hace una proposición. Permitirá que ella le pregunte lo que desee y a cada pregunta que ella le haga y él responda tomará un chupito, y viceversa.

Pero cuando le dice que es un SEAL ella dice que su hermana salió con uno y sabe que son arrogantes y egocéntricos y que pueden hacer lo que deseen, asegurando que ella jamás se casaría con uno de ellos, asegurándole él que no es un egocéntrico y que está dispuesto a dar la vida por su país, no siendo como el novio de su hermana, tras lo que se despide de ella, que le dice que dijo que nunca se casaría con un SEAL, no que nunca saldría con uno, por lo que siguen bebiendo hasta que después de un rato, la bebida hace mella en ella, que sale a vomitar, asegurándole a Chris que si cree que irá a su casa puede olvidarse.

Chris entrena demostrando ser un buen tirador, y tras los entrenamientos insiste en llamar a Taya, que, tras varias llamadas sin atenderlo, finalmente le coge el teléfono, aceptando finalmente salir con él, yendo juntos a la feria, donde él dispara hasta obtener un oso que le regala a ella, pasando un día muy agradable juntos, hablando de sus deseos de tener hijos en un futuro.

Tras esa salida Chris no se concentra en su trabajo y dispara mal.

Sigue saliendo con Taya, y finalmente se acuestan, mejorando también como tirador, viendo un día mientras están juntos la noticia del ataque a las torres gemelas.

Él pide su mano a Taya y le dice que quiere formar una familia, aunque ella parece asustada de que pueda no funcionar.

Finalmente la boda se lleva a cabo y mientras bailan llega la noticia de que deben incorporarse, afirmando ante Taya que serán solo 6 semanas, aunque ella se muestra asustada.

Poco después llega a Faluya, entrando enseguida en acción, explicándoles que habrá un tirador y un marine tratando de cubrir a los demás marines mientras estos van puerta por puerta, pues la ciudad fue evacuada y cualquier varón en edad militar que esté allí lo está haciendo para tratar de eliminarlos.

Les explican que hay un francotirador, Mustafa, un tirador olímpico que dispara desde distancias superiores a los 500 metros, dando en la cabeza.

Ya instalados en una terraza, Chris observa al hombre de la terraza y luego a la mujer y al niño que se acerca corriendo al convoy llevando la granada, debiendo decidir si debe disparar al niño, pues si se equivoca será algo horrible, decidiendo disparar, viendo cómo al caer el pequeño coge su madre la granada, disparando contra ella justo cuando iba a lanzar la granada, evitando que acabe con sus compatriotas.

Tras su actuación recibe la felicitación por ese, su primer trabajo, aunque él no está contento, no imaginando que la primera vez sería así.

Kyle continuará prestando cobertura a los soldados logrando evitar muchos peligros: acaba con el conductor de un coche que acaba explotando antes de llegar a los americanos, llegando a matar a 6 terroristas en un día, más que el resto de sus compañeros juntos, pese a lo cual en ocasiones cuestionan que acertara en sus apreciaciones, si bien entre sus compañeros comienza a ser conocido como "la Leyenda".

Pero también caen hombres de su ejército abatidos por Mustafa, el francotirador enemigo.

A veces habla con Taya, ya embarazada, con el manos libres mientras realiza su vigilancia, reprochándole su mujer que solo duró 3 días su luna de miel, contándole que también su hermano fue desplegado y se encuentra, como él en Irak.

Su objetivo prioritario era Al Zarqawi, el segundo de Al Qaeda, cuyo ejército es el más letal.

Al ver a los marines entrando casa por casa él decide unirse a ellos para ir más rápido, afirmando que conoce cosas que les pueden ayudar a salvarse y que su papel será mejor abajo que arriba.

Y en la primera casa en la que entran encuentran a una familia que no la evacuó, y al que le preguntan por Al Zarqawi, diciéndoles este que conoce a un hombre al que llaman el "Carnicero" y que es el segundo de Al Zarqawi, pidiendo 100.000 dólares y protección a cambio de la información.

Aprobada la operación, y cuando acuden a hablar con el iraquí, recibe durante el viaje una llamada de Taya diciéndole que su hijo es niño como él quería, siendo testigo desde el otro lado del teléfono de un atentado en directo, ya que mientras hablan Mustafa dispara contra el conductor del camión haciendo que este choque, tras lo que se produce un tiroteo en el que caen varios hombres más, escuchando Taya el tiroteo sin saber lo que ocurre, ya que a Chris se le cae el teléfono debiendo ocultarse sin que el francotirador les permita salir, viendo cómo el Carnicero se ha hecho con el hijo de su informante al que amenaza con un taladro mientras su familia grita desesperada.

Tras lanzar un bote de humo consiguen subir a la azotea, aunque el francotirador no les deja asomarse, impidiéndole hacer nada mientras el Carnicero amenaza al pequeño, y el informante acaba muerto al dispararle el terrorista cuando trataba de acercarse a él para evitar que haga daño a su hijo, tras lo que el Carnicero grita que todo el que hable acabará como ese hombre, pudiendo huir tras ello sin oposición.

La misión fue un desastre y abrirán una investigación por no haber asegurado la zona.

Tres semanas después regresa como tenía previsto a América, siendo recibido por Taya en avanzado estado de gestación, en el aeropuerto.

En casa ella dice que tiene un alien dentro y a un desconocido en su cuarto, mostrándose nerviosa después de tanto tiempo.

Mientras permanece allí, él no quiere salir ni hacer nada, siendo su única salida para ir al ginecólogo con su mujer.

La doctora le pregunta a él cómo le va, y le toma la tensión, comprobando que la tiene muy alta, quejándose tras la visita Chris de la encerrona que le ha hecho explicándole que se siente mal al ver allí a la gente viviendo tranquilamente su vida como si no estuviera ocurriendo nada, pese a estar el país en guerra.

De pronto Taya se pone de parto y deben regresar al hospital donde da a luz.

De nuevo en casa, y mientras su mujer atiende al pequeño, él observa videos con grabaciones hechas por Mustafa con sus asesinatos, quejándose ella de que se niegue a hablar sobre el tema, sintiéndose preocupada por su forma de actuar, diciéndole que tiene que volver con ella y con su hijo.

Segundo despliegue

Nada más aterrizar en Irak se cruza con su hermano Jeff, que le dice que se habla de él mucho, pero él le dice que está cansado y que regresa a casa, harto de ese sitio.

Sus compañeros le informan que hay nueva gente al mando y que ha trascendido su fama, ofreciéndose 180.000 por su cabeza.

Chris, propone montar un grupo de acción directa para cazar al "Carnicero", observando cómo algunos de sus compañeros, como Mark están defendiendo algo más que el desierto, pues si les dejan acabarán atacando a su país.

Obtienen información de que el Carnicero puede estar escondido en un restaurante, por lo que toman un piso que está frente al local, reteniendo entretanto a su familia, desde donde observan que en el restaurante hay 16 personas, incluido el carnicero.

Mientras esperan el propietario de la casa les invita a cenar, pues es una fiesta musulmana y asegura que ese día todos tienen un sitio en su mesa.

Cenan con la familia, observando Chris de pronto que sus codos están casi en carne viva, por lo que se excusa diciendo que debe ir al baño, notando en la parte baja de la casa que, bajo varias alfombras hay un agujero tapado por una chapa, lleno de armas.

Tras el descubrimiento, le dicen al hombre que si no les ayuda a entrar en el restaurante lo entregarán a los tribunales iraquíes, no quedándole otro remedio.

El hombre se acerca al restaurante observado por el grupo de soldados, llamando a la puerta, que le abre un hombre armado con el que acaba un francotirador, cogiendo su anfitrión el arma de este, aunque acaban con él antes de que pueda usarla.

Los soldados entran tras ello matando a varios hombres, viendo al bajar que hay varios hombres asesinados en el congelador y a un hombre colgando al que han torturado, aunque el Carnicero consigue huir por la parte trasera, subiendo a una furgoneta contra la que disparan hasta acabar con él.

Una llamada pone en alerta a Mustafa, deseoso de cobrar la recompensa por la muerte de Kyle, que ve, viendo cómo numerosos vecinos se acercan y les recriminan la muerte de su compatriota, el hombre cuyo piso ocuparon.

Regresa a América. Para entonces su hijo ya ha crecido y le acompaña a un taller al que ha llevado a arreglar su coche, fijándose en él otro cliente que se acerca al reconocerlo que le dice que le salvó la vida en Falluya, mostrándole que lleva una pierna ortopédica, el cual le cuenta que los que regresaron no parecen recuperados, y le invita a que vaya a ver a los veteranos, pues todos conocen a "la Leyenda", diciéndole al niño que su padre es un héroe que le salvó la vida y gracias a él pudo volver junto a su hija.

Chris acude al hospital yendo al nido, donde está su hija recién nacida, poniéndose muy nervioso al verla llorar sin que ninguna de las enfermeras le haga caso, por lo que se pone a gritar fuertemente.

Taya se queja de estar viviendo todo sola sin tener nadie con quien compartirlo y sin ver que vaya a llegar nunca el día de estar juntos, pues cuando vuelve tampoco está allí, afirmando odiar a los SEALS, pues aunque es su marido y tiene hijos solo les hace caso a ellos, asegurando que quien juega con fuego se acaba quemando.

Tercer despliegue

De regreso a Irak, Chris bromea con su amigo "Gordo" (Biggles) sobre el anillo que este compró para pedir matrimonio a su novia, habiéndose ahorrado mucho dinero al comprarlo allí, preguntándose qué pasará si su novia va a la joyería para enterarse de cuánto se gastó y ve que le mintió.

La patrulla va tras el correo del Carnicero, siendo atacados por Mustafa, que alcanza a Biggles mientras está con él en una azotea, debiendo ser evacuado de inmediato para evitar que muera, siendo el primer SEAL herido.

Tras dejarlo en manos de los sanitarios, y enardecidos aun por lo sucedido deciden regresar a la misma zona para apoyar a los marines que continúan peleando allí, tratando de vengar a su amigo herido.

A su regreso entran en un edificio donde son acosados por los tiradores, muriendo Mark, otro de sus hombres.

Chris viaja a Estados Unidos acompañando los ataúdes de los muertos, acudiendo una vez allí al entierro de su amigo Mark, en el que su madre lee la última carta que les envió y en la que habla de la guerra y la muerte y donde señala que la gloria algunos la persiguen y otros la encuentran, preguntándose hasta cuándo durará.

De regreso a su casa Taya le pregunta por esa carta, contándole él que cayeron en una emboscada por dejarse llevar por la emoción tras las heridas de "Gordo" y que la carta es lo que lo mató a Mark, pues se rindió.

Va a ver a Biggles, que no ve nada, y que le cuenta que le entregó el anillo a su novia, aunque no el que compró en Irak, sino otro más modesto, y ella se negó a dejarlo pese a sus problemas, aunque le dice que lamenta lo que le espera.

Le dice luego que se alegra de que no le pasara a él, pues es el francotirador más letal aunque le dice que no debe volver, aunque él dice que los vengará.

Luego le dice a Taya que si le ocurre algo lo superará y encontrará a alguien, enfadándose ella con él y quejándose de que sus hijos no tienen padre y que él ya ha cumplido y que debe ir otro, pues debe parar ya, pues necesita que vuelva a ser humano, amenazándole con que no estarán allí cuando vuelva.

Cuarto despliegue

De regreso a Irak, le informan que varios de sus compañeros ya se marcharon, y cuando habla de "Gordo" le informan que murió en el quirófano mientras lo operaban.

Durante una de sus misiones ve un coche, del que sale un terrorista que se dispone a disparar con un lanzagranadas contra un vehículo americano, acabando con él y viendo entonces cómo un niño que estaba cerca al verlo se acerca al muerto y coge el lanzagranadas pareciendo dispuesto a dispararlo pese a que apenas puede con él, apuntando al vehículo estadounidense, aunque en el último momento tira el arma y sale corriendo, para respiro de Kyle.

Para evitar ataques imprevistos los ingenieros están construyendo un muro, pero todos los ingenieros son eliminados por un francotirador que dispara desde cerca de 1.000 metros, pensando que debe ser Mustafa, encomendándoseles la misión de tratar de acabar con él, pese a que se aproxima una tormenta de arena.

Salen a realizar su misión, para lo que suben hasta lo alto de un edificio abandonado desde el que se domina la dirección en la que creen ellos que está Mustafa.

El francotirador actúa de nuevo, acabando con otro soldado, dándose cuenta de que se habían equivocado de dirección, ya que el disparo llega desde otra dirección.

Kyle ve algo a 2 kilómetros, algo que sus compañeros creen imposible, siéndolo también alcanzarlo.

Mustafa se dispone a disparar de nuevo, observando los soldados que tiene a tiro a sus hombres, y aunque le animan a que espere, ya que las fuerzas de intervención rápida están cerca y el edificio está rodeado de insurgentes que pueden descubrirles si dispara, él parece tenerlo claro y efectúa el disparo, que, pese a la distancia, impacta en su objetivo, aunque como se temían, alerta a los insurgentes que comienzan a rodear el edificio en que están, comenzando un intenso tiroteo al que cada vez se suman más enemigos que comienzan a acercarse, mientras la munición de ellos escasea, por lo que necesitan apoyo aéreo, acercándose de hecho uno de sus helicópteros, aunque debido a la gran tormenta de arena que se acerca deben limitarse a lanzar su misil contra el edificio vecino y alejarse.

Y en medio del tiroteo y estando acorralado Chris llama a Taya y le dice que está listo para regresar a casa.

Acosados cada vez por más enemigos, les cuesta hacer frente a tanta gente dado que ellos y sus municiones son muy pocas, llegando entonces hasta ellos la gran tormenta de arena que lo cubre todo y, aprovechando la cual consiguen evacuar el edificio y subir a su vehículo, si bien cuando lo hacen se dan cuenta de que falta Kyle, que corre tras ellos, consiguiendo finalmente alcanzarlos y subir al vehículo, que, gracias a la nula visibilidad consigue alejarse.

Chris se toma una cerveza en un pub cuando recibe una llamada de Taya a la que le dice que está ya en Estados Unidos, pero que necesitaba despejarse y que volverá enseguida.

Pero le cuesta adaptarse a la vida familiar, estando en su cabeza Irak, no haciendo prácticamente caso a sus hijos ni a su mujer, teniendo evidentes trastornos, pues en una barbacoa está a punto de acabar con un perro que jugaba con su hijo al temer que le estuviera haciendo daño.

Kyle accede a visitar a un psiquiatra, preguntándole este si ha hecho algo que piense que no estuvo bien, pues mató a más de 160 personas, asegurando él que lo que le quita el sueño es pensar en todas las personas a las que podría haber salvado.

El médico le dice que también puede ayudar a muchos de los hombres que están en el hospital al haber sufrido mutilaciones, y con los que, en efecto comienza a reunirse escuchando sus experiencias y acudiendo a grupos de apoyo a los que ayuda, enseñándoles por ejemplo a disparar como expertos.

Se mudan y todo parece ir mejor, recuperando él la conexión con su esposa y con sus hijos, acompañando de hecho a su hijo en su primera cacería, sin dejar por ello de colaborar con los veteranos.

02 de febrero de 2013. Ella le dice que está muy orgullosa de él, que es un gran padre y que está muy contenta de que esté allí.

Le cuenta que va al campo de tiros con un marine, hijo de una mujer que le pidió ayuda, despidiéndose e Taya antes de reunirse con el muchacho.

Ese día Kile fue asesinado por un veterano al que iba a ayudar.

Un gran número de vehículos acompañaron al cortejo, mientras la gente le rendía homenaje en carreteras y puentes.

Calificación: 2