Haz clic aquí para volver a la página de inicio




Bienvenido a mi página de cine

El portero de noche

Il portiere di notte (1973) * Italia / USA

Duración: 118 min.

Música: Daniele Paris

Fotografía: Alfio Contini

Guión: Liliana Cavani, Italo Moscati, Barbara Alberti, Amedeo Pagani (Historia: Liliana Cavani, Barbara Alberti, Amedeo Pagani).

Dirección: Liliana Cavani

Intérpretes: Dirk Bogarde (Maximilian Theo Aldorfer), Charlotte Rampling (Lucia Atherton), Philippe Leroy (Klaus), Gabriele Ferzetti (Hans), Giuseppe Addobbati (Stumm), Isa Miranda (Condesa Stein), Nino Bignamini (Adolph), Marino Masé (Atherton), Amedeo Amodio (Bert), Geoffrey Copleston (Kurt), Ugo Cardea (Mario), Hilda Gunther (Greta), Nora Ricci (Vecina).

Viena 1957. Max acude al Hotel Zur Opera donde trabaja como conserje por la noche, un turno tranquilo, aunque su rutina se rompe cuando se instalan en el hotel un prestigioso director de orquesta y su mujer, Lucia, que se queda tan impactada al verlo como él al verla a ella.

Inmediatamente vienen a su memoria los tiempos en el que él era un oficial de la SS en un campo de concentración, y recuerda cuando, mientras grababa a un grupo de judíos se fijó en ella a la que comenzó a grabar más detenidamente.

También ella recuerda cómo la grababan incluso cuando la examinaban físicamente dado que él se hacía pasar por médico, siendo autor de excelentes estudios fotográficos.

Lucia llega en un mal momento para Max, pues se están llevando a cabo investigaciones sobre él y el grupo de oficiales que dirigían aquel campo, y, aunque creen que no hay supervivientes que puedan identificarlos, el abogado y líder del grupo, Klaus, trata de evitar cualquier sombra de sospecha destruyendo cualquier tipo de prueba.

Y para asegurarse de que nadie pueda declarar contra ellos Klaus interroga a Mario, un italiano colaboracionista que salvó su vida gracias a que era un gran cocinero, y que les puede indicar si existe algún superviviente que pueda declarar.

Por la noche, y durante la representación operística Lucia observa que Max está entre el público y comienza a recordar la sordidez del campo, y cómo ese hombre tras encapricharse con ella, entonces casi una niña, empezó a requerir sus servicios sexuales.

Cuando su marido parte hacia Alemania ella se queda en Viena donde tenía previsto realizar diversas compras y visitar la ciudad donde creció.

Por la noche escucha en una sala del hotel cómo Klaus y los demás planean la defensa preocupados por evitar la presencia de testigos, ya que, según Mario existe una mujer viva.

Esa misma noche Max sube a la habitación de Lucia y la abofetea mientras le pregunta si ha ido allí para deshacerse de él, aunque la pelea acaba con ella confesándole su amor y rogándole que se quede con ella.

Y de pronto aparece Mario muerto, sospechando los nazis que fue un asesinato y sospechando de Max, para evitar que confesara.

Max le confiesa a una vieja condesa nazi que vive en el hotel que ha recuperado a su niña, a la que recuerda cantando para ellos con solo unos tirantes y una gorra de la SS, y cómo por amor le entregó la cabeza de un preso que la molestaba ante el horror de ella que solo le había pedido que lo trasladara a otro módulo.

La condesa le pide que tenga cuidado y que la elimine para que no pueda declarar contra él.

Cuando comprueba que lo están vigilando Max decide atar a Lucia, que se trasladó a su casa, con una cadena para evitar que se la lleven, aunque tras comprobar que entraron en casa opta por dejar su trabajo y quedarse junto a ella, a la que también busca la policía debido a una denuncia de su marido.

Pero Klaus y sus hombres vigilan su casa día y noche impidiéndoles recibir comida por ningún medio, por lo que, cuando también les cortan la luz, desesperado decide salir con ella por la noche y huir en su coche, aunque son perseguidos y abatidos en un puente cuando, de madrugada y ya sin gasolina paran y salen del coche.

Calificación: 2