Haz clic aquí para volver a la página de inicio




Bienvenido a mi página de cine

Infierno azul
Infierno azul

The shallows (2016) * USA

          También conocida como:
                    - "Miedo profundo" (Hispanoamérica)

Duración: 86 min.

Música: Marco Beltrami

Fotografía: Flavio Labiano

Guión: Anthony Jaswinski

Dirección: Jaume Collet-Serra

Intérpretes: Blake Lively (Nancy Adams), Óscar Jaenada (Carlos), Brett Cullen (Sr. Adams), Sedona Legge (Chloe Adams), Pablo Calva (Miguel).

Un niño juega con su pelota en la playa cuando descubre un casco flotando con una cámara GoPro, que recoge, viendo la película grabada en la misma, donde se ve a dos jóvenes que practican surf, viendo luego cómo uno de ellos grita pidiendo ayuda tras lo que se hunde en el agua, pudiendo ver cómo se acerca a su cámara un enorme tiburón que lo devora, saliendo corriendo tras verla.

Una joven, Nancy Adams, avanza a lo largo de un precioso aunque intrincado bosque en un todoterreno conducido por Carlos, un nativo, que la ve mirando fotos en el móvil que ella le aclara no son de ella, sino de su madre que estuvo en esa playa, que era su lugar favorito y donde estuvo cuando supo que estaba embarazada de ella.

El chico le dice que en vez de mirar fotos debe observar el paisaje, pues es espectacular y real y no una foto.

Recibe entonces el mensaje de la amiga con la que fue de vacaciones que le dice que no puede ir debido a su dolor de cabeza.

Llegan tras ello a una playa espectacular y vacía que Carlos le dice es el paraíso, pues muy pocas personas saben llegar hasta allí, aunque a lo lejos ven a dos chicos haciendo surf, aunque se niega a darle el nombre de la playa.

Ella trata de pagarle por sus servicios, pero Carlos lo rechaza, pues le pillaba de camino, preguntándole cómo regresará, asegurándole ella que se las apañará.

Una vez sola, Nancy prepara su tabla mientras mira a los otros dos surferos, tras lo que se adentra en las aguas cristalinas hacia las olas, también espectaculares acercándose a los dos tipos que surfeaban, que la saludan al verla y le preguntan si es de por allí y cómo llegó, ya que es una playa secreta, negándose a decirle el nombre de esta, aunque le dan algunos consejos, contándole que hay una sola marea al día y cuando baja hay una parte que se convierte prácticamente en una isla, debiendo tener cuidado con el coral, pues es tan peligroso y dañino como las medusas.

Tras ese primer contacto con las olas descansa un rato en la playa donde vuelve a ver las fotos de su madre en la playa, y otras a lo largo del tiempo saliendo en una de ellas con la cabeza cubierta tras perder el pelo por el tratamiento de su cáncer.

Recibe entonces una llamada de su hermana pequeña Chloe, a la que le muestra la playa de su madre.

Se pone luego su padre y le cuenta que está en México, diciéndole este que lo que debe hacer es seguir su carrera de medicina como lo hizo luchando como lo hizo su madre, que era una luchadora, señalando Nancy que sí luchó, pero que el final fue el mismo.

No ve el mensaje de su amiga pidiéndole que no la espere despierta, pues ha quedado con el hombre que conoció la noche anterior.

Tras eso vuelve a sumergirse en el mar para seguir surfeando.

Cuando está a punto de ponerse el sol los chicos se retiran, indicando ella que va a coger la última ola.

Mientras está tumbada en la tabla tiene un extraño presentimiento, aunque entonces ve cómo salta un delfín por encima de ella, pasando luego un grupo de ellos junto a ella.

Ve entonces flotando a unos metros los restos de una ballena jorobada muerta debido al ataque de un tiburón, observando que huele muy mal, por lo que decide alejarse cuanto antes, aunque mientras trata de hacerlo la tabla es golpeada por un enorme tiburón blanco haciéndola caer y golpearse

Cuando sale a la superficie trata de nadar hacia la tabla para recuperarla, aunque cuando está a punto de subir de nuevo a esta recibe un profundo mordisco en la pierna, pese a lo cual nada de prisa hasta el cadáver de la ballena al que sube, practicándose un torniquete con el cordón con que se sujetaba a la tabla para detener la hemorragia.

Grita pidiendo ayuda a los chicos que surfeaban antes, que están ya en su coche y se marchan sin escucharla ni verla.

De pronto la ballena empieza a moverse empujada por el tiburón. Ella observa entonces un islote cercano y, tras darse cuenta de que el tiburón no se ha ido, sino que ha tomado carrerilla para embestir de nuevo la ballena y hacerla caer, ella se lanza al agua antes de ser derribada y nada hacia el islote, aunque no puede evitar pincharse con el coral.

Logra pese a todo llegar hasta la roca donde se tumba a descansar, junto con una gaviota que debido al ataque del tiburón se rompió un ala.

Nancy observa la enorme herida que tiene en la pierna y aprovecha un colgante que tiene forma puntiaguda para coserse la herida con gran dolor, tras lo que se venda la pierna con la chaqueta, tratando de mantenerla en alto a la espera de que alguien aparezca y pueda rescatarla.

Cuando cae la noche y empieza a tener frío debe quitarse la chaqueta de la herida y ponérsela, aflojándose el torniquete para que la sangre le llegue a los pies tras lo que practica un vendaje de compresión con una de las mangas de la chaqueta.

Están a más de 6 horas para la marea baja.

La despierta un cangrejo al que mata e intenta comer, aunque acaba vomitando por su mal sabor, aunque le servirá de comida a la gaviota.

Ve cerca su tabla de surf y se aventura a meterse en el agua para recogerla, aunque poco antes de llegar vuelve a ver al tiburón y debe regresar al islote, haciéndose daño en la pierna, aunque consiguiendo escapar.

Cuando empieza a amanecer ve a un hombre borracho que acabó en la playa y empieza a gritar tratando de llamar su atención, consiguiendo que el hombre la escuche, aunque en un principio, al verla mover los brazos y no entendiendo su idioma cree que lo está saludando.

Mediante gestos le pide que vaya hasta su mochila y coja su teléfono para pedir ayuda, observando que el hombre se dirige en efecto hacia sus cosas, encontrando el teléfono en su mochila, aunque en vez de utilizarlo para pedir ayuda se lo guarda junto con el dinero de su cartera, tras lo que lo ve alejarse con la mochila.

Pero mientras se va, ve en el agua la tabla de Nancy y decide entrar en el agua para recogerla sin poder entender a la muchacha que trata de ahuyentarlo gritándole que hay un tiburón, aunque ve cómo el hombre llega hasta la tabla y se sube en ella tras lo que nada de vuelta hacia la orilla, consiguiendo llegar hasta la orilla solo su tronco, ya que el tiburón lo alcanzó y comió sus piernas.

Agotada, Nancy se queda dormida.

Le despiertan los chillidos de la gaviota con la que comparte la roca, viendo que han llegado a la playa los dos surferos que conoció el día anterior a los que ve meterse de nuevo al mar, gritándoles que paren, pues hay un tiburón, aunque ellos aseguran que allí no hay tiburones.

Pero de pronto uno de ellos, el norteamericano es devorado por el monstruo, tratando el otro muchacho, el nativo que le acompañaba y que lleva la GoPro en el casco de llegar hasta el islote donde está Nancy, que observa cómo su tabla salta poco después hecha pedazos, pese a lo cual consigue llega a la roca y le pide ayuda, tratando ella de ayudarlo a subir, aunque entonces una fuerza enorme lo arrastra hasta el fondo de nuevo, viendo cómo el agua se tiñe de rojo.

Sale el sol y Nancy trata de refugiarse de él con un trozo de tabla, viendo poco después cómo sale a la superficie el casco con la GoPro, aunque el tiburón no ceja en su empeño y ronda la roca, por lo que para evitar sustos sube a la parte más alta de esta.

Decide tratar de ayudar tras ello a la gaviota, que tiene el ala dislocada colocándosela, pese a lo cual el animal le da un picotazo por el dolor que le hizo.

Cuando la marea empieza a subir, ve cómo se acerca el casco con la cámara y tras calcular lo que el tiburón tarda en dar cada una de sus vueltas piensa en recuperar la cámara, para lo que deberá nadar hasta otra roca más pequeña junto a la que flota esta, aunque al tratar de alcanzarla cae al agua y vuelve a pincharse con el coral, debiendo esperar a que inicie su siguiente vuelta para volver a lanzarse a por el casco, estando a punto de ser alcanzada por el tiburón, cuyas enormes fauces ve junto a ella, aunque no consigue alcanzarla, siendo él mismo dañado por el coral, aprovechando Nancy el momento para llegar hasta el islote anterior, pero ya con la cámara.

En esta puede ver la película de los muchachos hasta el momento en que el nativo le pidió ayuda y no pudo hacer nada, dándose cuenta de que tiene clavado el resto de un arpón, habiendo sido herido por alguien.

Calcula que le llevaría un minuto llegar hasta la boya.

Graba un mensaje, empezando por decir que es 26 de abril de 2016 y su nombre, señalando que si encuentran la grabación deben buscar ayuda, pues le ha mordido un tiburón y está perdiendo sangre y se le está empezando a gangrenar la pierna, y como empieza a subir la marea le queda poco tiempo hasta quedar cubierta de agua y que solo le queda la posibilidad de llegar a la boya, pidiendo que den aviso a su casa.

Graba tras ello un mensaje para su padre y para su hermana Chloe y les dice que por fin logró estar sola y se ha dado cuenta de que está sobrevalorada y que les echa de menos, asegurando que va a luchar como su madre.

Tras colocar a la gaviota en un trozo de tabla que logró rescatar ella se prepara para nadar hacia la boya, antes de que el agua cubra la roca que el tiburón ronda, viendo cómo entre la isla y la boya se coloca un banco de medusas, encontrando en estas su ventaja y se aventura entre estas tratando de esquivarlas, aunque algunas le pican.

El tiburón se lanza hacia ella entre las medusas, algunas de las cuales come, sufriendo también sus picaduras, consiguiendo Nancy llegar a la boya, aunque al agarrar uno de sus escalones este se rompe y vuelve a caer al agua justo cuando llega el animal al que le clava el hierro que llevaba en la mano lo que le da un poco de tiempo para poder subir, y aunque el tiburón golpea la plataforma consigue mantenerse en ella.

En la misma encuentra una pistola de bengalas y tras ver a lo lejos un barco trata de llamar su atención, aunque con los nervios se le caen las bengalas al agua.

Consigue rescatar una y la lanza, aunque apenas sube un par de metros, por lo que debe lanzarse nuevamente al agua a por las demás, consiguiendo lanzarlas, aunque para entonces el barco ya se está alejando y no la ven.

Es ese el momento el muchacho encuentra el casco con la cámara en la playa y ve la película tras lo que sale corriendo, no pudiendo ver cómo el tiburón golpea la plataforma.

Con la pistola de bengalas vuelve a disparar, pero esta vez al tiburón, que furioso hace zozobrar la boya, debiendo ella subir a la parte más alta de esta desde donde, al verlo acercarse de nuevo vuelve a disparar al agua provocando un incendio al estar el agua llena de gras de la ballena, haciendo que se ponga más furioso y comience a dar bocados a la boya con mayor fuerza hasta lograr derribarla, arrancando las cadenas que la sujetaban al fondo, y ella que agarró dicha cadena se ve arrastrada a gran velocidad hacia el fondo, persiguiéndola el tiburón también a toda velocidad, haciendo Nancy un quiebro en el último momento no dándole tiempo al tiburón, que baja a toda velocidad a hacer lo mismo, quedando empalado por los hierros que rodeaban el lugar donde estaba anclada la boya, muriendo al instante.

Llega hasta la playa el muchacho que encontró la cámara, Miguel, con su padre, que no es otro que Carlos, encontrando ambos a Nancy flotando en el agua sin conocimiento

Carlos envía a su hijo a buscar ayuda, consiguiendo que Nancy devuelva el agua tragada y que comience a respirar, no dejándola que se levante.

Desde el suelo ella ve a la gaviota que salvó, que también logró llegar a la orilla, creyendo ver a su madre que le sonríe y a la que le dice que está bien.

Un año después en Galveston, Texas, Nancy, con su visible cicatriz está con Chloe y su padre en la playa, y se dispone a enseñar a surfear a la pequeña, asegurando su padre a la ahora Doctora Adams, que su madre estaría muy orgullosa de ella.

Calificación: 2