Haz clic aquí para volver a la página de inicio




Bienvenido a mi página de cine

La naranja mecánica

A clockwork orange (1971) * Gran Bretaña / USA

Duración: 136 min.

Música: Wendy Carlos, Erika Eigen

Fotografía: John Alcott

Guión: Stanley Kubrick (N.: Anthony Burgess)

Dirección: Stanley Kubrick

Intérpretes: Malcolm McDowell (Alexander DeLarge), Patrick Magee (Frank Alexander), Michael Bates (Jefe de guardia de prisión), Warren Clarke (Dim), John Clive (Actor), Adrienne Corri (Mary Alexander), Carl Duering (Dr. Brodsky), Paul Farrell (Mendigo), Clive Francis (Joe, el arrendatario), Michael Tarn (Pete), James Marcus (Georgie), Aubrey Morris (P. R. Deltoid), Michael Gover (Gobernador de la Prisión), Miriam Karlin (Miss Weathers), Philip Stone (Padre de Alex), Sheila Raynor (Madre de Alex), Godfrey Quigley (Capellán de la prisión).

Alexander DeLarge, Alex, lidera, con 17 años una pandilla a la que le gusta practicar la ultraviolencia vestidos de blanco, con botas, sombrero de hongo, pestañas postizas y antifaz, utilizando bastones y cadenas.

Tras tomar leche con excitantes en el bar lácteo Korova, salen y dan una paliza a un borracho, tras lo que pasan por el casino abandonado donde la banda de Billyboy va a violar a una muchacha, que logrará escapar mientras las dos pandillas se enfrentan.

Tras la pelea, roban un coche que conducen a gran velocidad provocando numerosos accidentes, hasta llegar a una casa en que viven un escritor y su esposa, a la que violan tras patear al marido mientras Alex canta "Cantando bajo la lluvia".

De vuelta, en el bar lácteo una mujer canta la Oda a la Alegría de Beethoven, autor por el que Alex se siente fascinado y cuando Dim se burla de ella es golpeado por Alex, lo que enfada a sus "drugos", debiendo demostrar su liderazgo en una pelea, aunque cederá dejando que Georgie elija la siguiente víctima, una mujer rica que vive sola con sus gatos.

La mujer no les abre y llama a la policía, pero Alex se cuela por una ventana siendo atacado por ella con un busto de Beethoven. Él se defiende con una enorme pieza de cerámica en forma de pene, con la que finalmente la golpeará hasta matarla.

Al llegar la policía deben huir. Pero Dim, en venganza por lo de la noche anterior lo golpea y lo abandonan, siendo detenido y sentenciado a 14 años por asesinato.

Una vez en la cárcel Alex se hace ayudante del capellán, y en una visita del Ministro del Interior buscando un candidato para un experimento llamado Ludovico para la regeneración de criminales, consigue ser elegido, lo que le valdrá la libertad condicional.

Será sometido durante dos semanas, en sesiones de mañana y tarde a ver películas de ultraviolencia sin poder apartar la vista al estar inmovilizado y sus ojos sujetos con ganchos, mientras le drogan para que asocie violencia y dolor, sintiendo ganas de vomitar ante la violencia o la visión de mujeres desnudas, no pudiendo tampoco escuchar la música de Beethoven, al ser la banda sonora de una de las películas que le hicieron ver.

Tras quedar libre, regresa a su casa, donde descubre que sus padres alquilaron su habitación a un hombre que le reprocha lo mal que se portó con sus maravillosos padres.

Sin hogar, deambula por la ciudad siendo reconocido por el borracho maltratado, que junto a otros mendigos le propinan una paliza, de la que le salvan dos policías: Dim y Georgie, que lo llevan a un descampado donde lo golpean estando a punto de ahogarlo.

Malherido, busca ayuda, llegando casualmente a la casa del escritor al que golpearon años antes, que va en silla de ruedas y que quedó viudo al suicidarse su mujer tras la violación, el cual lo acoge compasivo, hasta que lo escucha cantar "Cantando bajo la lluvia", comprendiendo que es el autor de sus desgracias, por lo que decide vengarse, encerrándolo en una habitación y obligándole a escuchar la música de Beethoven hasta provocar que salte por la ventana intentando suicidarse igual que lo hizo la mujer, aunque él sobrevive.

Su historia hace que la prensa hable de los efectos perversos del método Ludovico, por lo que, tratando de paliar la publicidad negativa, es visitado en el hospital por el propio Ministro del Interior que lo eligió, que le ofrece un trabajo bien remunerado si los apoya.

Alex acepta y entran un montón de periodistas para fotografiarlos juntos mientra suena la 9ª Sinfonía, dándose cuenta entonces Alex de que está curado.

Calificación: 3