Haz clic aquí para volver a la página de inicio




Bienvenido a mi página de cine

La tumba india

Das Indische Grabmal (1958) * Alemania / Francia / Italia

Duración: 96 min.

Música: Gerhard Becker

Fotografía: Richard Angst

Guión: Werner Jörg Lüddecke (N.: Thea Von Harbou)

Dirección: Fritz Lang

Intérpretes: Debra Paget (Seetha), Paul Hubschmid (Harald Berger), Walter Reyer (Marajá Chandra), Claus Holm (Dr. Walter Rhode), Luciana Paluzzi (Baharani), Valéry Inkijinoff (Yama), Sabine Bethmann (Irene Rhode), Angela Portaluri (Campesina), René Deltgen (Príncipe Ramigani), Guido Celano (General Dagh), Jochen Brockmann (Padhu), Richard Lauffen (Browana), Jochen Blume (Asagara).

Seetha y Harald están a punto de morir en el desierto cuando una caravana de mercaderes los encuentra y los lleva hasta un poblado donde logran recuperarse gracias a la ley de la hospitalidad, sagrada entre los indios, que finalmente será rota por uno de sus ambiciosos vecinos, que los denuncia para obtener una recompensa.

Los demás vecinos, avergonzados, los ayudan a escapar a la cercana montaña, donde se ocultarán en una cueva donde logran burlar a los soldados gracias a que una araña teje su tela en la entrada, atribuyendo Seetha el milagro a que ofreció su comida a una representación divina de la cueva. Siendo sorprendidos por los hombres de Ramigani cuando Harald coge algo de comida.

Entretanto el Marajá recibe a los Rhodes. Y aunque él se niega a construir la tumba sabe que si no lo hace no podrá salir.

Ramigani, que detuvo a los huidos hace creer a su hermano que Harald murió devorado por los cocodrilos y que Seetha huyó con él contra su voluntad, esperando que si se casa con Chandran le será más fácil llegar al trono.

Chandra pregunta a los sacerdotes sobre su matrimonio, y estos deciden consultar a Shiva sobre su culpabilidad haciéndola bailar de nuevo observada por una enorme cobra, que quedará hechizada por su baila hasta que Seetha cae agotada, si bien Chandra evita que la cobra acabe con ella, decidiendo casarse con ella.

Pero ella le dice que ama a Harald y que lo odia a él, decidiendo Chandra al escuchar sus palabras continuar con su venganza enfadándose con Ramigani por haberle mentido.

Pero este convence a Seetha para que se case con Chandra, pues de lo contrario irá desmembrando poco a poco a Harald al que mantiene detenido. Y le promete que si se casa lo liberará y lo dejará ir hasta la frontera.

Irene, a la que Ramigani dijo que un tigre devoró a su hermano, consigue colarse en la habitación de Seetha, que le cuenta la verdad, por lo que decide con su marido liberar a Harald y huir, para lo que colocan cargas de dinamita en los bajos del palacio.

Seetha, entretanto decide casarse y pide a Ramigani que libere a Harald. Aunque este ordena que lo echen a los cocodrilos, pese a lo cual Harald consigue acabar con su ejecutor con sus pies pese a estar encadenado y huir.

Entretanto Ramigani y sus partidarios se preparan para tomar el poder en Esnapur apoyados por las tropas de Padhu, deshaciéndose antes del general de los ejércitos de Chandra. Este será detenido y fustigado justo en el momento en que se disponía a casarse, aunque su general recupera la consciencia y consigue aplastar la revuelta.

Irene y Walter se reencuentran con Harald, el cual va a buscar a Seetha, siendo descubiertos por Chandra, el cual pese a todo no llevará a cabo su venganza, asumiendo que ella ama a otro hombre.

Ramigani debe huir, aprovechando las cargas de pólvora colocadas por Walter, lo que le provoca su propia muerte, devorado por los cocodrilos.

Mientras Harald, acompañado por Irene y Walter parte junto con Seetha a vivir su amor, Chandra renuncia al poder y decide hacerse monje para buscar la paz de su corazón.

Calificación: 3