Haz clic aquí para volver a la página de inicio




Bienvenido a mi página de cine

Millennium 2. La chica que soñaba con una cerilla y un bidón de gasolina


Flickan som lekte med elden (2009) * Suecia / Dinamarca / Alemania

          También conocida como:
                    - "La chica que soñaba con un fósforo y un bidón de gasolina" (Argentina)
                    - "Millennium 2. La chica que soñaba con un cerillo y un galón de gasolina" (México)
                    - "Millennium 2. La chica que soñaba con un fósforo y un bidón de gasolina" (Perú)

Duración: 129 Min.

Música: Jacob Groth

Fotografía: Peter Mokrosinski

Guión: Jonas Frykberg (N.: Stieg Larsson)

Dirección: Daniel Alfredson

Intérpretes: Michael Nyqvist (Mikael Blomkvist), Noomi Rapace (Lisbeth Salander), Annika Hallin (Annika Giannini), Per Oscarsson (Holger Palmgren), Lena Endre (Erika Berger), Peter Andersson (Nils Erik Bjurman), Sofia Ledarp (Malin Eriksson), Yasmine Garbi (Miriam Wu), Johan Kylén (Jan Bublanski), Tanja Lorentzon (Sonja Modig), Georgi Staykov (Alexander Zalachenko / "Zala").

Tras un año viajando con el dinero de Wennerström, Lisbeth Salander, regresa a Suecia y visita al abogado Bjurman para recordarle que haga sus informes y amenazarle con publicar la violación si se borra el tatuaje.

En Millenium reciben al joven periodista Dag Svensson que ha realizado junto con su novia un trabajo de investigación sobre policías, jueces y políticos que abusaron de prostitutas traídas ilegalmente de países del este. Dag no logrará ver su artículo publicado. Él y su novia son asesinados, debiendo seguir Mikael las investigaciones.

Pero para la policía ya tiene un culpable: Lisbeth Salander cuyas huellas están el revólver con el que mataron a la pareja y que era propiedad de Bjurman.

Este acuerda con alguien que se hagan con el disco de Lisbeth a cambio de su historial, pero no logrará verlo. Él será el siguiente muerto y Lisbeth la sospechosa.

Pero ella encontrará al culpable, uno de los acusados de abusos, que le cuenta que le obligaron a hacerlo para no airear sus trapos sucios.

Y tirando del hilo surge un nombre Zala, que piensa que es la persona que está detrás de todo y le pide a Mikael que investigue para encontrar a ese sujeto.

Mikael, trata de encontrar a Lisbeth a través de su amiga-amante a la que esta dejó su casa y que se niega a hablar con él. Recurre por ello a un boxeador amigo de ella que es testigo de su secuestro, y persigue al secuestrador hasta un cobertizo en medio del bosque donde comprueba cómo tortura a la muchacha para que le diga el paradero de Lisbeth. Él intervendrá, y, pese a su experiencia en el mundo del boxeo comprobará que el gigante rubio - que más tarde comprobarán que es Ronald Niedermann, y padece analgesia congénita- es como una roca que tras dejarlos a los dos sin sentido cubre de gasolina el cobertizo y le prende fuego sin percatarse de que los allí encerrados logran escapar.

Mikael visita en su residencia a Holger Palmgrem, anterior tutor legal de Lisbeth el cual le cuenta que tras el apodo de Zala se esconde Alexander Zalachenko, ex-miembro de la inteligencia soviética, que se asiló en Suecia a cambio de información y que era el padre de Lisbeth, al que ella roció con gasolina en el pasado.

Continuando sus pesquisas, Lisbeth acude a la casa de campo de Bjurman tratando de encontrar su expediente, que encuentra en un falso techo poco antes de que dos hombres de Zalachenko lleguen con la intención de quemar la casa y los documentos. Sin gran dificultad Lisbeth se deshará de sus atacantes y se enterará así de su pasado.

Tras vigilar un apartado de correos seguirá a la persona que recoge la correspondencia hasta una casa apartada donde espera encontrar a su padre, preparándose para asaltar la casa, aunque es descubierta sin poder deshacerse de Niederman debido a su analgesia. Descubrirá que es hermanastro suyo antes de que este proceda a enterrarla viva.

Mikael, tras haber estado en su casa y descubierto su expediente y el disco donde gravó la violación de Bjurman corre para ayudarla.

Cuando llega a la vivienda de Zalachenko encuentra a Lisbeth muy malherida tras haber conseguido salir de su fosa, y haberse enfrentado a su padre.

Un helicóptero se llevará a la malherida Lisbeth mientras las ambulancias atienden al también malherido padre.

Calificación: 2