Bienvenidos a mi página de resúmenes

Spider-Man: un nuevo universo

Spider-Man: Into the Spider-Verse (2018) * USA

Duración: 117 min.

Música: Daniel Pemberton

Guion: Phil Lord, Rodney Rothman (Historia: Phil Lord)

Dirección: Bob Persichetti, Peter Ramsey y Rodney Rothman

Peter Parker explica la historia que todos conocen de él, que le picó una araña radiactiva, habiendo sido, durante 10 años Spider-Man, lo que hizo que salvara a mucha gente, e incluso a toda la ciudad.

Y por más golpes que recibiera estaba encantado con ser Spider-Man, pues solo había uno y era él.

Miles Morales canturrea mientras dibuja, tardando en escuchar a su padre que le pide que se dé prisa, por lo que debe preparar su maleta a toda prisa, aunque se niega a que le lleve su padre en el coche a su colegio.

Sale con su maleta, pasando por su antiguo instituto, donde todos le saludan, colocando pegatinas por todas partes.

Pero de pronto para un coche policial frente a él, por lo que se enfada, ya que su conductor es Rio, su padre, que le hace subir y no le deja ir andando, pasando mucha vergüenza cuando pasan frente a unos conocidos.

Llega con él así a su nuevo colegio, diciéndole su padre que debe aprovechar la oportunidad, aunque no se limita a dejarlo frente a la puerta del colegio. Cuando Miles sale del coche le exige por el altavoz, haciendo que todos lo oigan, que le diga: "papá, te quiero".

El ritmo de su nuevo colegio es muy fuerte y va de un sitio para otro.

Descubre en una clase una chica nueva que es la única que le ríe la gracia cuando llega tarde a clase y le dice a la profesora que el tiempo es relativo como dijo Einstein.

Le ponen un 0 en un test, pero la profesora le dice que hasta un ciego poniendo aleatoriamente las respuestas tendría al menos un 50% bien, por lo que, si ha sacado un cero, es porque se conoce todas las respuestas y quiere que le suspendan para que le expulsen del colegio y no está dispuesta a ayudarlo.

Aunque está peleado con su padre, Miles visita a su tío Aaron, que le aconseja sobre las chicas y le anima en su pasión por los grafitis, llevándolo hasta una vieja estación de metro, ahora abandonada, donde podrá dar rienda suelta a su pasión.

Pero mientras realiza su obra baja una araña que comienza a recorrer su cuerpo.

Su tío le cuenta que cuando eran jóvenes, su padre y él hacían esas mismas cosas, pero luego se hizo poli y cambió, algo difícil de creer para Miles.

Titula su grafiti "sin esperanzas", y mientras lo fotografía, la araña le muerde en la mano.

Al día siguiente, Miles comienza a sentirse raro, ignorando que todo se debe a la picadura de la araña, que era radiactiva y empieza a escuchar sus propios pensamientos.

En el colegio se topa con la chica que vio el día anterior, que le dice que es sudafricana, y se llama Wanda, aunque ha vivido siempre allí.

Tratando de conquistarla pone en práctica uno de los consejos de su tío Aaron y le pone la mano sobre el hombro, y al tratar de retirarla ve cómo se le queda pegada al pelo de la muchacha sin poder retirarla, por lo que finalmente deben cortarle el pelo con la forma de la mano de Miles, que sale avergonzado, pues ya todos conocen el incidente.

De pronto se topa con el guardia de seguridad, que detectó su ausencia la noche anterior, y trata de huir de él y se esconde, pero no se da cuenta de que lo hace en su despacho y tratando de huir ve que puede trepar por las paredes y caminar por estas sin caerse.

Gwen lo ve andando por las paredes, hasta que consigue llegar a su habitación, cayéndosele al entrar encima un cómic de Spider-Man, viendo cómo también a este se le pegaban las cosas y al principio no sabía por qué le ocurría.

Asustado, y tratando de buscar respuestas sale, y, trata de llamar, sin éxito, a Aaron, mientras se repite a sí mismo que es solo un muchacho normal, está a punto de ser atropellado, dando un tremendo salto con mucha facilidad, no respondiéndole tampoco su padre, pensando que se está volviendo loco.

Vuelve al lugar al que le llevó su tío y en donde le picó la araña, preguntándose por qué le está pasando eso, pues está convencido de que era una araña normal, aunque al tocarla ve que irradia.

Sigue una senda marcada por luces brillantes, preguntándose de qué se trata, hasta llegar a un lugar, Alchemax, donde de pronto descubre a Spider-Man luchando contra el Duende Verde, al que le indica que no puede permitir que abra un portal a otra dimensión, respondiéndole el monstruo que no depende de él.

Miles piensa en escapar, pero sin querer le afecta la pelea y de pronto empieza a caer al vacío, debiendo Spider-Man interrumpir su pelea para salvarle la vida, notando, tras hacerlo, una conexión en su cerebro, dándose cuenta de que es como él.

Miles le dice que no quiere serlo, diciéndole Spider-Man que no tiene elección y promete ayudarle si le espera hasta que destruya una enorme máquina antes de que el continuo espacio-tiempo se colapse.

Y cuando está a punto de lograrlo y a introducir un USB para desactivarlo aparece otro enemigo, Merodeador, que le impide llevar a cabo su objetivo y paralizar el Super Colisionador, consiguiendo durante la pelea, atraparle el Duende Verde.

Tras los cristales, un equipo de personas trabaja en sus ordenadores para poner en marcha el colisionador, pidiendo Kingpin a Spider-Man que observe cómo pone en marcha el colisionador, abriéndose al hacerlo numerosas dimensiones separadas.

Entretanto, en Brooklyn la gente vive una especie de terremoto.

Spider-Man logra finalmente escapar, y, perseguido por el Duende Verde se cuelan en medio del rayo del colisionador, provocando una explosión y haciendo que fracase el experimento, muriendo el Duende Verde y quedando Spider-Man muy malherido.

Así lo encuentra Miles, al que le entrega el USB que detiene el colisionador, pidiéndole que la introduzca y lo haga explotar, pues si vuelve a conectarlo desaparecerá todo su mundo, incluida su familia.

Kingpin pide que arreglen la máquina para volver a activarla y busca a Spider-Man, que, gravemente herido queda a su merced, ordenando a Merodeador que acabe con él, aunque antes Peter le dice que sabe lo que quiere hacer, que dentro del colisionador pudo ver a su familia y sabe que quiere recuperarla, pero que no lo conseguirá, muriendo a continuación.

De pronto ven algo que se mueve, Miles, que empieza a ser perseguido por el Merodeador, perdiendo en la carrera su USB, que debe recuperar.

Gracias a sus nuevas habilidades consigue que no le atropelle el metro en su huida.

Logra despistar al Merodeador y sale a la calle, persiguiéndolo este en su moto, aunque consigue despistarlo y llegar hasta su casa, donde su padre se siente extrañado al verle, pues le creía en el colegio, viendo de pronto cómo se abraza a él y le pide que le deje dormir allí, pensando su madre que quizá está asustado por el terremoto.

Le pregunta si de verdad odia a Spider-Man, algo que su padre afirma.

Le pregunta luego a su madre si alguna vez pensó en marcharse de Brooklyn, diciéndole su madre que su familia no sale huyendo.

De pronto se interrumpen las emisiones para anunciar la muerte de Peter Parker, Spider-Man, a los 26 años y tras una década luchando por la justicia, quedando la gente sobrecogida.

Miles se compra un disfraz de Spider-Man que le queda pequeño y con el que acude al memorial que se realiza en honor al super héroe, y en el que habla su esposa, Mary Jane, junto con su tía May.

Miles comienza a leer cómics sobre Spider-Man para aprender más cosas sobre él y trata de probar sus habilidades, subiendo para ello a un rascacielos, pero no se atreve a lanzarse, y cuando finalmente se decide a hacerlo se tropieza por culpa de los cordones de sus zapatos y acaba cayendo a la calle, aunque el único daño es el del USB, que queda dañado, ya que él baja rebotando en diferentes elementos del edificio, gracias a lo que no fallece.

Acude de noche, y en medio de la nevada a la tumba de Spider-Man, lamentando haber roto la llave que le dio. Que está dispuesto a realizar su encargo, pero no cree ser el adecuado, no pudiendo hacerlo sin él.

Se le acerca entonces un hombre, al que lanza sin querer gracias a un poder desconocido, un veneno eléctrico, observando que el hombre al que ha despedido lleva un traje de Spider-Man y unos dispositivos en sus muñecas de los que salen telas de araña, aunque no se parece al Peter Parker que murió, pues es un hombre maduro, y con tripa.

Cuenta su historia. Es Peter B. Parker, que cuenta que desde que le pico una araña radiactiva pasó a ser Spider-Man durante 22 años. Se casó y se separó de Mary Jane, tomó decisiones económicas arriesgadas, murió su tía May y tuvo muchas aventuras como super héroe, pensando que era el único y verdadero Spider-Man.

Pero no llevó bien su separación y se sentía muy solo. Recuerda que Mary Jane quería tener hijos y él se resistía.

Y un día de esos de aburrimiento, y mientras comía una pizza de pronto vio cómo una especie de torbellino lo absorbía sin que pudiera hacer nada, encontrándose de pronto en Times Square, aunque todo era muy diferente, pudiendo ver el anuncio de la muerte de Spider-Man a los 26 años, en las pantallas, observando que además era rubio, viendo su propio funeral, e indicando que cree que lo que le mató es lo mismo que le llevó allí.

De pronto llega la policía y trata de huir, impidiéndoselo una de las telarañas de Spider-Man, por lo que, para poder huir debe cargar con Spider-Man y valerse de sus válvulas lanzadoras de telas de araña, aunque como no las domina, se llevan varios golpes y acaban arrastrados por un tren y recibiendo un sinfín de golpes antes de acabar cayendo desde un puente.

Cuando Peter despierta recuerda que el niño le electrocutó, viendo, como el otro Parker, que tienen una conexión, no entendiendo por qué ese niño disfrazado como él le tiene atado y colgado, preguntándole por qué se parece a Peter Parker, y cuando le dice que se parece porque es él, le pregunta por qué parece mayor y tiene otro pelo y está gordo.

Concluyen que procede de un universo paralelo donde todo es como allí, pero distinto.

Miles le cuenta que Peter le hizo un encargo antes de morir.

Peter consigue liberarse y decide marcharse, viendo cómo sus poderes y sus telas de araña no soportan ahora su peso.

Miles le habla del colisionador de Kingpin y dice que debe destruirlo para evitar que mueran todos, decidiendo Parker que debe destruirlo sin contar con Miles para poder regresar a su dimensión, aunque Miles se niega a darle la llave, que observa que está rota, por lo que tendrá que regresar a Alchemax para conseguir otra.

Pero finalmente accede a llevarse a Miles, al sentirse culpable de no hacerlo.

Ven que Alchemax está en el valle de Hudson Valley, pensando Miles en ir hasta allí mediante las telas de araña y aprovechar el trayecto para que le enseñe a hacerlo, aunque el ya acomodado Parker prefiere ir en autobús, planeando, una vez allí el modo de infiltrarse, aunque dejando atrás a Miles, que se siente mal de que le haya tocado el Spider-Man viejo y sin ganas de enseñar, aunque lejos de resignarse, al ver que llega Kingpin a la fábrica se interna también en esta, escuchando desde el túnel de ventilación cómo la científica a cargo del experimento le dice que deben esperar, pues si lo hacen esa semana podría abrirse un agujero negro bajo Brooklyn, señalándole Kingpin que tiene solo 24 horas, aunque haya una ruptura en el continuo espacio-tiempo.

Mientras Spider-Man entra en el ordenador para bajarse el software para paralizar el colisionador, Miles trata de aprender a manejar sus nuevos poderes, ya que no consigue despegar sus manos, debiendo explicarle Spider-Man que debe relajarse, comprobando de pronto que Miles tiene la capacidad de volverse invisible.

Pero han hecho demasiado ruido y son descubiertos por la científica, que al observar que Spider-Man está vivo lo examina, pensando que debe estar diferente por la travesía dimensional, y se dispone a tomar pruebas de ADN, mientras Miles, aprovechando su invisibilidad opta por llevarse el ordenador.

La científica examina el ADN y ve que hay una descomposición celular, que le hará notar ciertos fallos, asegurándole que si se queda mucho tiempo en esa dimensión se desintegrará, algo que ella desea poder ver.

Se presenta tras ella como Olivia Octavius, que ve cómo se convierte en Doc Ock (Doctora Octopus) y trata de acabar con él, reparando entonces en el ordenador que se mueve solo, por lo que debe multiplicar sus poderes y perseguir también a este, que, en su huida acaba topándose con Wanda.

Siguen su huida, llegando a la cafetería de la empresa, siendo perseguidos por decenas de científicos, aunque consigue llegar al bosque cercano, donde deben huir colgando de sus telas de araña, señalando Spider-Man al inexperto Miles, que el mejor modo de aprender es bajo presión y en peligro de muerte, algo que no es tan sencillo y acaba cayendo y a punto de ser alcanzado por Doc Ock, logrando cuando ya parece estar a punto de ser atrapado, lanzar su tela, consiguiendo finalmente aprender la técnica de lanzar una tela y soltar la otra al coger la nueva, aunque acaban teniendo un traspiés y perdiendo el ordenador que les arrebata Doc Ock, aunque aparece entonces otra mujer balanceándose en telas de araña y enmascarada que consigue dominar a Doc Ock y hacerse con el ordenador.

Cuando se quita la máscara, Miles observa que se trata de Wanda, que le explica que en realidad se llama Gwen, que les explica que ha llegado también desde otra dimensión.

Gwen Stacy también fue picada por una araña radiactiva y es Spider-Woman.

Se unió a un grupo musical como batería y consiguió salvar a su padre, pero no pudo salvar a su mejor amigo, Peter Parker y por eso trata de no tener nuevos amigos para evitar distracciones.

Y, de pronto, le ocurrió algo muy raro y acabó en Nueva York, pero en un momento diferente, haciéndole su instinto arácnido, matricularse en la academia Visión, donde conoció a Miles.

Kingpin estaba a punto de acabar con Spider-Man, cuando fue descubierto por Vanessa, su esposa, que, al descubrir su vida criminal, decidió marcharse, con su hijo Richard.

Y durante su marcha sufrieron un accidente y murieron, odiando por ello a Spider-Man.

Kingpin le pregunta a Doc Ock por qué ha visto dos Spider-Man si él acabó ya con él, diciéndole ella que en realidad hay tres, aunque, le dice, eso es bueno, pues quiere decir que el colisionador funciona y por ello le podrá traer a su familia de nuevo junto a él.

Regresan los tres en el autobús, diciéndole Miles a Gwen que, si decide tener amigos de nuevo, él le hará un hueco.

Van luego hasta Queens, a casa de la tía May, que no parece asustarse al ver a su sobrino, estando en conocimiento de que procede de una dimensión alternativa.

La tía les lleva hasta el cobertizo en que trabajaba Spider-Man, en realidad todo un laboratorio donde guarda sus gadgets y sus vehículos, y un montón de disfraces.

Pero además, su tía le explica que no son los únicos que han llegado desde otra dimensión, presentándoles a Spider-Man Negro, que les explica que en su universo vive en 1933 y es detective privado y lucha contra los nazis, a Peni Parker, que viene de 3145 y tiene un vínculo psíquico con una araña que vive dentro del robot de su padre y a Peter Porker, Spider-Ham, fotógrafo del Daily Beagle, queriendo todos ellos regresar a su dimensión a través del colisionador, aunque tienen el problema de que uno de ellos debe quedarse en esa para destruirlo, diciéndoles Miles que no puede quedarse ninguno de ellos, pues morirían, siendo él quien deba hacerlo, pues hizo una promesa.

Spider-Man trata de defenderlo diciendo que tiene la capacidad de volverse invisible y de dar calambrazos, aunque no sabe dominarlos a voluntad, siendo Gwen la única que cree que tiene potencial, ya que nunca se ha peleado ni tiene aún las habilidades de los demás para levantarse después de haber sido golpeados, pues nunca ha peleado.

Se siente hundido al ver que nadie confía en él, volviéndose entonces invisible, pero para marcharse, escuchando los mensajes de sus padres buscándole preocupados.

Jeff llama incluso a su hermano Aaron, aunque le salta el contestador.

Y, en efecto, Miles va al apartamento de su tío para pedirle consejo. No le encuentra y le deja una nota diciendo que tiene que hacer algo y no sabe si será capaz, asegurando que está cansado de decepcionar a todo el mundo.

Mientras escribe ve al Merodeador que llega hasta el apartamento y entra por la ventana, debiendo ocultarse, aunque Merodeador oye algo y busca, consiguiendo volverse invisible y que no le descubra, escuchándolo Miles llamar al señor Fisk (Kingpin) para decirle que vio las cintas de seguridad del túnel, asegurándole que encontrará al chico, descubriendo Miles de pronto cuando se quita la máscara que tras esta está Aaron.

Miles huye, siendo escuchado por su tío, que comienza a perseguirlo, provocando durante la huida un gran caos en la ciudad. Miles logra huir, pero vigilado por su tío.

Peni trabaja para recrear la llave, mientras los demás aseguran que Miles volverá con más ganas en cualquier momento, apareciendo en efecto en ese momento, y contándoles a todos que su tío Aaron es el Merodeador.

Descubre de pronto que sí le han seguido, apareciendo Doc Ock, Escorpión y Lápida, llegando poco después Merodeador.

Comienza una dura pelea, entregándole a Miles el USB, para que se haga cargo de él mientras ellos se pelean, aunque Merodeador le persigue y le pide que le devuelva la llave, consiguiendo atraparlo, aunque cuando va a acabar con él se quita la máscara, pudiendo comprobar el malvado que el enmascarado es su sobrino.

Kingpin, al ver que Merodeador no termina su tarea le conmina a hacerlo, aunque Aaron no quiere hacer daño a su sobrino, decidiendo Kingpin disparar y acabar con él.

Miles sabe que debe huir, pero no desea dejar allí a su tío y carga con él hasta un solitario callejón, donde, antes de morir, Aaron le confiesa que le ha fallado y que es el mejor de todos ellos y va por buen camino, pidiéndole que siga así, antes de fallecer.

Jeff, que estaba patrullando, avisado de la pelea, ve al pequeño Spider-Man y va tras ellos, viendo al llegar al callejón a Aaron muerto, lanzando una petición de busca y captura contra el nuevo Spider-Man, al que cree autor de la muerte.

Miles regresa a su habitación del colegio, yendo todos sus nuevos amigos a verlo, y cuando les cuenta su desgracia, todos mencionan que también sufrieron pérdidas traumáticas de familiares o amigos.

Peter le pide el USB, y le dice que será él quien ocupe su lugar y todos los demás regresarán, aunque Miles insiste en que debe ser él quien lo haga, pues además desea vengar la muerte de su tío, haciéndole ver Peter que es incapaz de dominar sus poderes a voluntad, por ello lo deja atado a la silla y le quita la llave.

En ese estado ve cómo llega su padre que le habla a través de la puerta, contándole lo de la muerte de Aaron, y le dice que le quiere y sabe que tiene un gran potencial y se marcha, tras decirle que esperará su llamada.

Miles consigue dominar el calambrazo y se desata y ve que puede dominar también su capacidad para volverse invisible.

Regresa a ver a la tía May y, recordando las palabras positivas tanto de su padre como de su tío, confiando en él y decide hacer su acto de fe, ya con un nuevo disfraz de Spider-Man ajustado a su tamaño, subiendo a un rascacielos, dominando a la perfección los gadgets para las muñecas para lanzar telas de araña que la propia tía May fabricó, naciendo un nuevo Spider-Man.

Todos los Spider-Man acuden a un acto de Kingpin de homenaje a Spider-Man, algo que encuentran absurdo, no entendiendo que esté incluso Mary Jane, aunque Gwen le dice a Peter que no es su Mary Jane.

Se hacen pasar por camareros con solo colocarse una pajarita, y ni siquiera Mary Jane es capaz de reconocerlo, y lo toma por un camarero.

Pero justo en la parte de debajo del edificio, y mientras tiene lugar ese acto, se preparan para poner en marcha el colisionador, realizando Doc Ock la secuencia de inicio, cargando el ADN de Vanessa y Richard Fisk, y buscan las coincidencias dimensionales.

Empieza a funcionar el colisionador y Spider-Man decide ir a colocar el USB para poder controlar el rayo, mientras un nuevo un terremoto parece asolar Nueva York.

Pero de nuevo es descubierto, impidiéndole Doc Ock finalizar su misión, apareciendo también Escorpión, y cuando la primera trata de acabar con Spider-Man, observa que no puede dominar sus tentáculos, y todo es debido a la aparición del nuevo Spider-Man, que ahora sabe luchar como los otros.

Pero la pelea continúa y de cuando en cuando interfiere en el rayo, por lo que, aunque han encontrado coincidencias genéticas con los familiares de Fisk es muy arriesgado.

Los demás Spider-Man observan cómo sus dimensiones parecen ir hacia ellos.

Durante la pelea Peni ve cómo destrozan su robot, mientras que Miles, colabora con Gwen para acabar con Doc Ock, tras lo que Miles afirma que él se encargará de colocar la llave para que ellos puedan regresar a su dimensión, observando Gwen y Spider-Man las habilidades que ha adquirido, muy pocas de las cuales las aprendió de ellos.

Consigue introducir, en efecto la llave, lo que le ayudará a tener el control del rayo, montando en cólera Kingpin al ver que la polaridad cuántica se invierte, regresando uno tras otro a su dimensión, comenzando por Peni, para luego hacerlo el Spider-Man Negro, luego Spider-Ham, haciéndole ver a Gwen lo mucho que le gusta antes de que esta se marche.

El último será Spider-Man, que le dice que se ocupará de Kingpin mientras él se encarga del colisionador, algo que Miles no está dispuesto a permitir, pues, señala, no puede dejar que Spider-Man muera, por lo que lo obliga a regresar pese a los miedos de Peter a volver a fallar, diciéndole Miles que está seguro de que no ocurrirá.

Deberá enfrentarse, tras despedirlo a Kingpin, y su gran fortaleza, y además apretar el botón verde que hará parar al rayo, utilizando para ellos sus recién adquiridos poderes, como la invisibilidad, aunque, tal como le hace ver Kingpin, no es tan fácil luchar sin la ayuda de sus colegas, afirmando tener muchas ganas de acabar con otro Spider-Man, apareciendo, como años atrás y en una situación similar, y cuando está a punto de acabar con él, su esposa, Vanessa y su hijo Richard, que vuelven a marcharse, lo que hace que Kingpin salga tras ellos tratando de evitar que se marchen.

Pero tras ese momento de melancolía vuelve a buscar a Miles, asegurándole que no lograrán volver a parar su rayo.

Aparece entonces Jefferson en Alchemax, que puede ver la pelea, comprendiendo que Spider-Man no es el asesino que creía.

Kingpin le recuerda a Miles que ni siquiera el verdadero Spider-Man consiguió vencerle, por lo que él será incapaz de hacerlo, disponiéndose a acabar con él mientras le recuerda que acabó con su familia y debe pagar por ello, no volviendo a ver a la suya.

Su padre, que le ve, le alienta para que se levante y siga peleando.

La voz de su padre le da aliento para levantarse, asegurando que siempre tendrá a su familia, tras lo que le habla del toque de hombre del que le habló su tío Aaron, logrando al hacerlo que su calambrazo derribe a Kingpin, lanzando luego sus telas de araña, y, logrando lanzarlo, de modo que golpee el botón verde, haciendo que el rayo cese y se restablezca el orden en la ciudad explotando el colisionador.

Tras detener a los hombres de Kingpin, Jefferson llama a Miles y le cuenta que su tío murió, y que creía saber quién lo hizo, pero ahora sabe que estaba equivocado, y le dice que está dispuesto a buscar una pared para que practique su afición.

Emocionado, Miles baja, viendo Jeff, extrañado, cómo Spider-Man le abraza, diciéndole luego que espera que puedan trabajar juntos, tras lo que le dice, a un cada vez más extrañado policía, que le quiere, indicándole que puede encontrar a Kingpin colgado.

Todos los ciudadanos le saludan y le alaban por su éxito.

Recuerda luego que, tras ser picado por una araña radiactiva, fue el único Spider-Man durante dos días.

El resto de Spider-Man regresa a sus universos y tratan de recuperar su vida, recordando a sus compañeros de aventuras, volviendo Peter Parker a tratar de reconquistar a Mary Jane y su vida pasada.

Miles regresa al colegio, y su padre le ayuda con sus grafitis y, cuando está solo, recuerda a sus nuevos amigos, asegurando que cualquiera pueda llevar la máscara, pues es Spider-Man, pero no es el único.

Entretanto...

En el Nueva York de 2099, Miguel O'Hara, el nuevo Spider-Man es recibido por Lyla, su asistente, que le dice que el multiverso estuvo a punto de colapsar, pero que se solucionó y le presenta su prototipo con el que podrá ser el primero en hacer un salto autónomo en el multiverso, decidiendo viajar al principio, a la Tierra en 1967, donde se encuentra con el primer Spider-Man, aunque lo que hacen es discutir sobre quién señaló primero al otro.

Calificación: 3