Te cuento la película Te cuento la película
Portada Películas Años Directores Novedades
Blonde

Blonde (2022) * USA

          También conocida como:
                    - "Rubia" (Hispanoamérica)

Duración: 166 min.

Música: Nick Cave, Warren Ellis

Fotografía: Chayse Irvin

Guion: Andrew Dominik (Novela: Joyce Carol Oates)

Dirección: Andrew Dominik

Intérpretes: Ana de Armas (Norma Jeane Mortenson / "Marilyn Monroe"), Adrien Brody (Arthur Miller), Bobby Cannavale (Joe DiMaggio), Xavier Samuel (Charles Chaplin Jr.), Julianne Nicholson (Gladys Pearl Baker), Lily Fisher (Norma Jeane Mortenson niña), Evan Williams (Edward G. Robinson Jr.), Toby Huss (Allan Snyder / "Whitey"), David Warshofsky (Darryl F. Zanuck), Caspar Phillipson (John F. Kennedy), Dan Butler (I.E. Shinn)

Los Angeles 1933

Norma Jeane Mortenson va en el coche con Gladys Pearl Baker, su madre que le dice que cuando lleguen a su casa tiene preparada una sorpresa por su séptimo cumpleaños.

La lleva con los ojos cerrados hasta una habitación donde hay una foto de un hombre, que, le dice, es su padre, que dice tiene un nombre precioso, pero que no puede pronunciar, tras lo que descuelga el cuadro de la agrietada pared y se lo muestra de cerca, y le dice que nadie lo sabe y nadie debe enterarse de que lo ha visto.

Le cuenta que él estaba muy lejos cuando ella nació y sigue con muchas obligaciones, y, aunque en sus corazones siguen casados, no desean someterse a las convenciones.

Ya borracha, se dispone a encender las velas por su cumpleaños mientras suena el teléfono sin que le hagan caso.

Le recuerda luego que dormía dentro del cajón de la cómoda, pues eran tan pobres que no tenían ni para comprar una cuna.

Tras la revelación Norma Jeane siente cómo le habla su padre desde la foto y le dice que la quiere y que algún día regresará a buscarla a Los Angeles.

Poco después la saca su madre, aún en camisón, de la cama, y la sube al coche mientras llueve ceniza sobre la ciudad, dirigiéndose hacia Hollywood Hills, el lugar de donde viene el incendio, pese a que el humo no deja prácticamente ver nada.

Finalmente las detiene un policía al que Gladys le dice que les han invitado a ir a una mansión en la parte alta de la ciudad, que es a prueba de incendios, aunque no puede decirle el nombre del dueño de la mansión, que es muy importante y el padre de la niña.

El policía le pide que dé la vuelta, aunque ella dice que quiere ver el infierno de cerca, diciéndole el agente que si no da la vuelta la detendrá, observando que ha bebido, diciendo ella que ojalá le disparase.

Da en efecto la vuelta, preguntando la niña asustada por qué, si su padre ha estado allí todo ese tiempo, no fue a verla, recibiendo una bofetada como respuesta.

De regreso en su casa, la madre la obliga a meterse en la bañera pese a que el agua quema.

Una voz en off indica que porque amaba a la niña y deseaba evitarle sufrimiento, porque la niña era su propio yo secreto al descubierto, porque el padre de la niña no había querido que naciera y le lanzó los billetes sobre la cama y le dijo que nunca la había amado y ella lo malinterpretó. Que antes del embarazo sí la quería, pero luego no, y estaba segura de que se habría casado con ella, pero nadie querría a una niña tan despreciable.

Intenta ahogarla, aunque en el último momento se arrepiente y la deja marcharse mientras grita que la culpa es suya y por su culpa se marchó, pues no la quería.

Asustada, la niña sale y llama a las puertas de los vecinos pidiendo ayuda para su madre, acogiéndola su vecina la señorita Flynn, a la que le dice que su madre necesita ayuda, aunque esta ve cómo Gladys, totalmente desnuda cierra la puerta de su casa.

La vecina la arropa y trata de calmarla diciéndole que allí estará bien.

Unos días más tarde la señorita Flynn le dice que los médicos le dicen que ya puede ir a ver a su madre, que está en el hospital en Norwalk y está mejor.

Le prepara una maleta con sus cosas y las lleva Clive, el novio en el coche, observando la niña que en realidad la llevan al orfanato, pidiéndole la mujer perdón mientras le dice que no pueden dejarla en ningún otro sitio ni puede volver con su madre, pues intentó hacerle daño y ella no puede hacer de mamá.

Norma Jeane repite llorando que no es huérfana, pues tiene una madre y un padre que prometió que volvería pronto a buscarla.

Años más tarde, en la década de los 40, Norma Jeane comienza a trabajar posando para revistas y calendarios, mientras acude a clases de interpretación.

Ya con el nombre de Marilyn Monroe consigue una cita con el señor Z, presidente de un estudio, aunque este no está interesado en hacerle ninguna audición, la obliga a ponerse a cuatro patas y la viola.

La humillación le reporta su primer papel importante sin necesidad de audiciones en la película "Eva al desnudo" (All about Eve).

En las clases, a las que sigue yendo, se mete tanto en sus papeles que sufre mucho.

Hace una prueba de cámara para el papel de Nell de "Niebla en el alma" (Don't Bother to Knock), para el papel sobre una mujer desequilibrada que intenta matar a una niña, aunque siente compasión por la criminal y no desea que la castiguen.

Comentan tras ver su prueba que parecía una enferma mental de verdad, que no actuaba.

Hospital estatal de Norwalk

Acude a visitar a su madre 10 años después de que la viera por última vez, encontrándola muy envejecida, aunque se emociona cuando la abraza y llora, aunque la mujer parece ausente, no respondiendo ni cuando le dice que es Norma Jeane.

Pasea luego con ella y le regala su chal.

Le cuenta que su último año fue muy emocionante, contándole que se gana la vida como modelo de fotografía y la contrataron en el estudio donde trabajaba ella, mostrándole fotos y revistas que le lleva.

Le recuerda que le había contado que su padre estuvo trabajando en el estudio en 1925 y estuvo investigando, pero no encontró nada.

De pronto Gladys comienza a gritar preguntando dónde está su hija, que a ella no la conoce y le pregunta quién es.

Rueda finalmente Niebla en el alma, leyéndole su representante la estupenda crítica sobre su actuación, diciendo ella que en el estreno tuvo que cerrar los ojos, pues no le parecía que fuera ella, diciéndole él que su siguiente papel será mejor, pues en la otra película solo destacaba ella.

Actor's circle. Los Angeles, 1952

Entabla amistad con dos de los actores, "Cass", Charles Chaplin Jr. y "Eddy" Edward G. Robinson Jr. que están convencidos de que será una estella.

Le cuentan que hicieron películas porno por diversión, no por dinero, y se desnudan y le dicen que el cuerpo humano está para lucirlo y la desnudan a ella, tras lo que hacen el amor.

En un cine, y mientras ven el tráiler de Niagara, la masturban.

Los periódicos sensacionalistas se hacen eco del triángulo amoroso, por lo que su representante le dice que no debe permitir que la vean con ellos en público pese a que para ella son las única personas que saben ver a Norma Jeane y no a Marilyn.

Cass le dice que la quiere y que siente celos hasta de Eddy y de poder amar a una mujer, sería a ella, y que la gente cree que es una suerte ser hijo de Charles Chaplin, pero que Eddy y él son hijos de hombre que no les quisieron, aunque ella le dice que al menos ellos tienen padres, diciendo Charles que se les dictó quienes eran antes de nacer, mientras que ella es libre y puede inventarse, empezando por su nombre.

Ella pensaba que él la quería como nadie más lo haría.

Mientras observan las estrellas Eddy pide que hagan una promesa de que siempre se querrán y que morirán por los otros si hace falta, pues un triángulo no puede dividirse en dos, tras lo que brindan por los "Géminis".

El ginecólogo le informa de que se ha quedado embarazada, pero que lo pueden solucionar, aunque ella dice que está contenta y quiere tenerlo.

Va a ver a sus amigos, que adivinan que está embarazada y cuando salen de beber se encuentra un peluche idéntico al que ella tenía de pequeña.

La llevan hasta un cine donde una silueta suya ocupa toda una fachada.

Se ha convertido en la nueva sensación y por ello Shinn, su representante la llama para indicarle que tiene una nueva propuesta, aunque ella dice que no puede hacerla,, diciéndole él que Zanuck compró los derechos de "Los caballeros las prefieren rubias" por ella y que cobrará 500 dólares a la semana, preguntando cuánto pide Jane Russell, su partenaire, diciéndole que 100.000 dólares, mientras que ella cobrará solo 5.000 pese a ser ella la rubia, por lo que, dice, es un insulto.

Vuelve a ver a su madre a la que baña y le pregunta si no le gustaría ser abuela, viendo que su madre ni siquiera sabe en qué año están.

Recuerda que ella tuvo un bebé sin estar casada, por lo que, le dice, fue muy valiente al no deshacerse de ella.

Temiendo que la enfermedad de su madre sea hereditaria, consulta a su médico, que le dice que la enfermedad es muy extraña, un cúmulo de circunstancias, pero que podría tenerla su bebé.

Asustada, decide abortar, y, aunque a medio camino le dice al chófer que ha cambiado de opinión, este la lleva hasta la clínica.

En el quirófano dice que quiere irse. Pero la sedan. Escapa corriendo, aunque a cada sala que llega hay un incendio, encontrando, en su alucinación al bebé en un cajón.

Mientras rueda su siguiente película conoce a Joe DiMaggio, que, aunque ya retirado del béisbol, dice que tiene muchos proyectos, y ella le dice que debe ser extraño ser un héroe, y sigue saliendo en la prensa, diciendo él que no tanto como ella, que le dice que es solo publicidad del estudio y se inventan muchas cosas y no termina de acostumbrarse y le afecta mucho, comunicándole su deseo de alejarse de Hollywood e ir a Nueva York, estudiar arte dramática y actuar de verdad, haciendo un Chejov, y dar vida a un personaje de principio a fin en el teatro, donde tu interpretación no depende del montaje, y quiere estabilidad y formar una familia, porque le encantan los bebés.

Mientras la visten para su siguiente película ella lamenta ser una esclava de Marilyn Monroe, leyéndole sus asistentes algunas cartas de admiradores y detractores, pero también una que parece personal, de un hombre que le dice que es su padre. Que tras sufrir un infarto ha reflexionado y se arrepiente de cómo actuó, aunque ha estado pendiente de ella todos esos años y dice que quiere verla. Ella se emociona.

Acude al estreno de Los Caballeros las prefieren rubias, donde la gente la aclama, y, cuando le dicen que esa noche la estará esperando alguien especial en su habitación del hotel, da por sentado que será su padre.

Mientras ve la película piensa que la de la pantalla no es ella, y cuando la ovacionan al final, llora por dentro mientras se dice que por eso ha matado a su hijo.

Corre a la habitación del hotel con grandes expectativas, viendo al contraluz a un hombre al que llama papi, aunque en realidad es DiMaggio, que se arrodilla ante ella y le dice que solo quiere que sea feliz, diciendo ella que es feliz.

Él le muestra el anillo y le dice que es hora de que se casen, diciendo ella sin emoción alguna que sí, tomando Joe sus lágrimas por emoción, diciéndole que quiere protegerla y alejarla de eso.

Ella escribe poemas y se los lee a Joe, observando que carece de sensibilidad.

Entre la familia italiana de Joe se siente incómoda y dice que le da miedo que estar con gente de verdad se le haga tan largo, costándole interpretar lo que la gente quiere.

Un día Cass y Eddy citan a Joe y le entregan un sobre con las fotos que hicieron de su mujer desnuda antes de ser famosa, diciendo él que hará que les revienten, diciéndole ellos que esos negativos no deben circular para evitar que caigan en malas manos.

Enfadado por las fotos y por el chantaje, cuando llega a su casa y la encuentra en la cama medio desnuda leyendo, la abofetea, pensando ella que es por el desorden hasta que le muestra las fotos y le dice que solo es un trozo de, carne, diciendo ella que no es lo que quiere ser, pidiéndole él que renuncie a hacer su nueva película, diciendo ella que esa es su vida y que debe actuar, pidiéndole él que entonces exija que le den papeles más serios, diciendo ella que lo hará.

Él le dice luego que la quiere mucho y no soporta que se rebaje de esa manera.

Pese a todo rueda "La tentación vive arriba", arremolinándose una gran multitud para la escena de los respiradores del metro, rompiendo a aplaudir tras ella.

Todos, menos Joe, que la espera luego borracho en su apartamento y le pregunta si está orgullosa de enseñarle el coño a todo el mundo golpeándola de nuevo mientras la llama puta.

Otra carta de su padre critica también esas fotos y dice que no quiso ver esa película vulgar y que le hubiera gustado conocer a su marido y lamenta su separación, aunque se felicita de que no tuvieran hijos que pudieran heredar esa deshonra.

Nueva York, 1955

Miller se dirige al teatro donde realizarán las audiciones para su nueva obra, extrañándole ver a Marilyn como aspirante al papel de Magda, aunque todos la aplauden tras la audición, y Miller, que dijo que no era su Magda, llora al final.

Cuando sale de la audición, él se topa sobre la marquesina de un cine con una imagen de tamaño gigantesco de la escena del respiradero del metro en "La tentación vive arriba" ("The Seven Year Itch").

Habla con Marilyn a la que le cuenta que Magda fue su primer amor, nunca consumado. Ni siquiera declarado, recordando que si estuviera viva tendría más de 50 años.

Ella le dice que tiene algunas ideas para su obra, que, le dice tiene cosas que le recuerdan "Tres hermanas", de Chejov, sorprendiéndole al dramaturgo que conozca la influencia de Chejov en su obra, diciéndole ella que siempre soñó con representar a Natasha, empezando a ver en ella a alguien más complejo de lo que pensaba.

Y cuando le comenta su idea de que Magda no sepa leer y que Isaac le lea el poema y ella fingir que lo lee, Miller piensa que debería habérsele ocurrido a él, pues, en efecto, Magda era analfabeta, y le dice tras ello que será su Magda.

Se anuncia el próximo matrimonio de Marilyn y Arthur Miller, casándose, en efecto poco después, mudándose a Maine, quedándose ella poco después, de nuevo embarazada.

Le pide a él que no la haga volver, que no quiere volver a ser ella. Que la última vez sobrevivió por poco.

Él habla con un amigo y recuerda que Esther era cruel, pero ella no puede serlo y está encantada con el embarazo, lamentando lo deprisa que pasa el tiempo.

Ella siente cómo el feto le dice, mientras recoge flores, que esa vez no le hará daño. Marilyn le dice que no era su intención, pero él le dice que sí, y aunque ella le dice que es otro bebé, este dice que era él. Que siempre es él.

Va a colocar las flores como bienvenida a Rudy y Jean, amigos de Arthur, aunque dejó demasiado cortos los tallos.

Estos comentan, mientras pasean con Arthur por la playa, que es encantadora y no como se imaginaban.

Pero ella se siente insegura, dice que no les cae bien y fueron a verlo a él, no a ella, aunque a él le asegura que no les cae mal, accediendo finalmente ella a salir, llevándoles algo de comida para picar, aunque de pronto cae y nota sangre que se extiende por su vestido.

Cada vez más agobiada por la presión mediática, y mientras rueda "Con faldas y a lo loco" ("Some like it hot"), sufre algunos arrebatos, teniendo uno muy fuerte contra Billy Wilde, acusándolo de contar chistes sobre ella, e interrumpiendo la actuación de ella cantando e hiriéndose, debiendo ponerle un sedante.

Arthur se pregunta qué puede hacer para ayudarla, pues desde que regresaron de Maine está cada vez más distante y le dice que se está autodestruyendo con los fármacos y le pregunta si intenta destruirse.

Durante los rodajes a menudo deben interrumpir una escena por encontrarse mal, estallando contra Wilder, recetándole el doctor anfetaminas y codeína.

Recibe una nueva carta de su padre lamentando la pérdida de su criatura e insiste en que espera verla pronto en persona y le dice que contactará con ella pronto.

Mientras sigue obsesionado con esa carta choca contra un árbol, aunque consigue llegar a casa, aunque ni siquiera reconoce a Arthur.

La llaman del rodaje para preguntarle si irá ese día, diciendo ella que no irá y esconde el teléfono en un cajón, recordando, al ver el mueble, lo que le contó su madre, que de niña estuvo en un cajón y se angustia.

La encuentra así Whitey, su nuevo representante, que la encuentra muy mal, repitiendo que perdió a su bebé, mientras él la maquilla.

La gente y la prensa se agolpan para el estreno de su película, a la que acude con su marido y que es un éxito.

1962

En un avión hace recuento de sus pastillas que toma con una copa de champán.

Su padre le dice en su siguiente carta que ve a menudo su cara inmaculada, aunque comprende que el rostro no siempre refleja el estado interior, y le sorprende que muchas veces parece indiferente e insiste en que necesita verla antes de emprender un largo viaje a ultramar.

En el avión está muy mareada y drogada y vomita.

Le cuesta levantarse cuando llegan a Nueva York, debiendo ayudarle una azafata.

Antes de salir vuelve a tumbarse, preguntando si está detenida, debiendo sacarla entre dos hombres que la llevan hasta su coche.

Dice a los dos hombres, que la lleven en el coche que no hay nada sexual entre el presidente, que es un encuentro de almas.

Pero antes de llegar al hotel le entregan un billete de regreso a Los Angeles para esa misma noche, pues, le dicen, los planes del presidente cambiaron y no puede quedarse.

La llevan casi a rastras hasta su habitación, entrando por la cocina.

Tras cambiarse la llevan a la habitación del presidente, que la recibe en la cama, hablando por teléfono mientras ve una película de invasiones extraterrestres, "La Tierra contra los platillos volantes (Earth vs. the flying saucers)", diciéndole que lleva un día de perros, preguntando ella qué puede hacer, llevando él su mano a su pene para que comience a masturbarlo, pidiendo él que no sea tímida y que le haga una felación, mientras él es informado que hay una ayudante del gobernador de Texas que afirma que abusó de ella, y que en el F.B.I. contactaron también con una empleada de la Casa Blanca dispuesta a declarar que se acostó con él, lo cual mancha su imagen, afirmando él que su vida sexual le incumbe solo a él, a la vez que coge a Marilyn del cuello y le obliga a hacerle una felación.

Ella se pregunta quién la llevó hasta allí, si fue Marilyn y por qué Marilyn hace esas cosas y qué quiere. O si se trata de una de sus películas en la que una actriz se reúne con el líder del mundo libre, viéndose realizando la felación en una pantalla de cine.

Él la anima a seguir mientras la llama golfa, mientras ella se repite en su cabeza que no debe vomitar allí.

Al terminar, ella observa que el teléfono sigue descolgado, aunque el presidente ya no escucha.

Ella le dice que no le importa lo de esas chicas porque sabe que es un hombre de mundo y le dice que no debe preocuparse con ella, tapándole él la boca y tumbándola para volver a hacer el amor con ella sin que hable.

Cuando la despiertan los guardaespaldas vomita, debiendo llevársela prácticamente a rastras.

Mientras tiene cada vez más alucinaciones y terrores, vuelve a notarse embarazada al tocar sus pechos.

Por la noche sueña que está nuevamente en el quirófano abortando, como la primera vez, aunque se repite a sí misma que es solo un sueño, convenciéndose cuando se despierta de que, en efecto solo fue un espantoso sueño, aunque su cuerpo está lleno de sangre que salió de su vagina.

Una nueva carta de su padre le informa que se vio impedido por una enfermedad, pero que la lleva en el pensamiento. Que solo la conocen en la distancia y después de tantos años se ha ido volviendo insalvable, aunque volverá a ponerse en contacto con ella.

Le llama Eddy para contarle la muerte de Charles ahogado en su propio vómito, algo muy común en los alcohólicos.

Le cuenta también que dejó algo para ella, pues, recuerda que decía que su corazón siempre había sido de Norma, aunque ella dice que no la quiere, no entendiendo Eddy por qué dice eso si no sabe lo que es, y le cuenta que, además. ya la envió.

Recibe, en efecto un paquete, que deja en su mesa aunque cuando lo hace encuentra dentro el tigre de peluche que encontraron años atrás y que era igual al que ella tenía de niña, observando que hay además un sobre con una postal, que indica "para mi hija", y en cuya parte de atrás escribió: "El afligido padre jamás existió. Con cariño, Cass".

Se angustia al comprender que ha pasado tatos años engañada.

Eso la lleva a tomar un montón de pastillas con alcohol.

Se acuesta y descuelga el teléfono tratando de llamar a alguien, aunque ya no puede hacerlo, y, sin sentido, vuelve a escuchar las palabras de su madre cuando le reveló que el hombre de la fotografía era su padre, viendo a este esperándola en el más allá.

Calificación: 3
Te cuento la película